Archivo de la categoría: ¿Qué es Anagénesis Jurídico?

La falsa idea entorno a las vírgenes y putas. Seguridad pública para mujeres (Segunda parte)

Por Jacqueline Miranda de los Santos

Hace varios meses en Netflix se estrenó un stand-up atípico llamado Nanette, Hanna Gadsby dice que la historia del arte nos ha enseñado que las mujeres son o vírgenes o putas hace mención de personajes como Harvey Weinstein, Woody Allen y el mismísimo presidente de Estados Unidos Donald Trump quienes en líneas claras tienden a colocar a las mujeres en esas posiciones; ella en su monólogo cuenta muchas cosas que dejan a quien la ve con un gran nudo en la garganta.

Estoy enojada y creo que estoy en todo mi derecho de estarlo, pero de lo que no tengo derecho es de esparcir ese enojo, porque el enojo como la risa, puede conectar como ninguna otra cosa a un grupo de extraños.

El móvil del feminicida puede tener variaciones sin embargo, las motivaciones para juzgar el crimen por parte de la sociedad se basa siempre en estigmas culturales que colocan a la mujer en una posición de desventaja, la idea de que la mujer pura pertenece a su hogar esperando a el hombre ideal que la lleve a la iglesia para casarse y entonces ella dedique su vida y su tiempo a su hogar y a sus hijos, parecería un esquema ya no tan vigente, no obstante, cuando una mujer muere fuera de lo que se ha determinado como el ambiente privado (hogar), ella se convierte en algo impuro: un puta[1].

La calificación de la muerte, violación y/o abuso sexual de una mujer se demerita por parte de una gran parte de la sociedad con los siguientes argumentos: Sí una joven es violada y cruelmente asesinada, la culpa es de ella ya que no debió salir de casa, y mucho menos embriagarse y usar un vestido, porque eso no lo hace una señorita de casa. Una joven es violada en una fiesta, varios chicos son partícipes, ella está en shock y no se mueve, está aterrada alguien opina que lo disfrutó, que de lo contrario habría gritado; como si alguien que nunca ha estado en esa situación supiera lo que es sentir que en cualquier momento a merced del victimario puedes morir, sólo porque sí, sólo porque eres mujer, sólo porque estabas fuera de casa[2].

Pero la justicia paternalista y por supuesto machista se topa con las mujeres víctimas de violencia física en el hogar, muchas autoridades responden diciendo[3] que: “la ropa sucia se lava en casa”, “respete a su esposo, jefa” y cuando el feminicidio se hace presente, la respuesta: fue un accidente, se suicidó. Pareciera que todo es mejor que enfrentar la realidad de la violencia que viven las mujeres, parece que la creencia de que a las mujeres las matan por malas es la creencia que rige la justicia en México.

Actualmente en México, poseemos un sistema jurídico excluyente, es decir, es un sistema que sólo garantiza ciertos privilegios de seguridad a unos cuantos, este esquema de exclusión del derecho no se transforma, no evoluciona y sigue produciendo y reproduciendo privilegios para unos cuantos. De esta manera aunque el derecho actual pareciera transformarse rápidamente en el actuar legislativo, rompe las conexiones necesarias con el entorno social y sus presupuestos de realidad, rechazando las críticas feministas al contenido interno.

Las políticas públicas que deberían garantizar seguridad para mujeres no son óptimas y se ven como mecanismos obsoletos al ser desapegadas de la realidad que hoy vivimos en México.

¿Qué planteo con lo anterior? El derecho al no aceptar la crítica al contenido interno y ser un subsistema que produce exclusión y desigualdad, rompe las conexiones necesarias con la realidad pero también con la moral de las clases sin privilegios, los invisibles, los Otros, los que son desplazados del mínimo de seguridad que el Estado debería garantizar a todos y en ese global a las mujeres y niñas que hoy son asesinadas.

La moral con la que el derecho crea conexiones necesarias para dar fuerza al argumento del contenido interno ideal para la realidad social, es la moral de los no excluidos y por tanto de quienes pueden llegar a pensar de la siguiente manera:

-No quieres que te acosen en las calles, no salgas. No quieres que expresen cosas sobre tu cuerpo, no uses ropa entallada, no uses faldas, no uses short ni vestido, no provoques que te miren, no uses tanga y vestido porque con ello indicas que quieres ser violada y posiblemente asesinada, en términos generales no seas mujer.

El derecho penal

El código penal de la Ciudad de México tipifica el feminicidio de la siguiente manera:

Artículo 148 Bis. Comete el delito de feminicidio quien, por razones de género, prive de la vida a una mujer.

Existen razones de género cuando se presente cualquiera de los siguientes supuestos:

  1. La víctima presente signos de violencia sexual de cualquier tipo;
  2. A la víctima se le hayan infligido lesiones infamantes, degradantes o mutilaciones, previas o posteriores a la privación de la vida;

III. Existan datos que establezcan que se han cometido amenazas, acoso, violencia o lesiones del sujeto activo en contra de la víctima;

  1. El cuerpo de la víctima sea expuesto, depositado o arrojado en un lugar público; o
  2. La víctima haya sido incomunicada, cualquiera que sea el tiempo previo a su fallecimiento. A quien cometa feminicidio se le impondrán de veinte a cincuenta años de prisión.

Si entre el activo y la víctima existió una relación sentimental, afectiva o de confianza; de parentesco, laboral, docente o cualquiera que implique subordinación o superioridad, y se acredita cualquiera de los supuestos establecidos en las fracciones anteriores, se impondrán de treinta a sesenta años de prisión.

De acuerdo con datos de El Universal, en 6 años se cometieron cerca de 300 feminicidios, de los cuales se consignaron sólo 166, este dato no contempló el reporte del Tribunal Superior de Justicia quien considero 900 asesinatos de mujeres. Sí se considera únicamente las 166 consignaciones sobre los 300 feminicidios la norma penal sigue siendo deficiente, el derecho penal hasta ahora no busca comprender las causas o el móvil del feminicida, no busca prevenir, busca que por medio del temor a la sanción se frente el número de casos.

En términos generales en México, en los primeros cuatro meses del 2018 se han registrado 226 feminicidios, hasta la fecha este año se ha convertido en uno de los más violentos para las mujeres, en promedio a diario dos mujeres son asesinadas, los estados más letales son Estado de México, Nuevo León, Chihuahua y la Ciudad de México, es importante destacar que durante 2017 Sinaloa alcanzó en datos estadísticos el mayor número de feminicidios seguido de Veracruz y Oaxaca.

¿Qué hay de las políticas, programas y proyectos para la prevención de los feminicidios?

La Secretaría de Gobernación presentó un plan de cinco puntos, en el que básicamente se habla de hacer un estudio de diagnóstico identificando las causas de la violencia hacia la mujer; se destinan recursos económicos para la creación de fiscalías que realmente puedan atender el problema, a pesar de ello, sigue sin ser un plan estructurado que atienda a las causas reales.[4]

Por otra parte INMUJERES posee la línea de acción: Mujeres sin violencia. En el portal el instituto brinda una serie de elementos y herramientas que pueden ayudar a las mujeres, menciona los diferentes tipos de violencia y la normatividad que puede ser de ayuda. Dentro del portal se pueden observar los programas por estados para erradicar la violencia en contra de las mujeres, uno de los más destacables es el del Estado de México.

El programa se denomina: Modelo de atención a mujeres en situación de violencia, sus hijas e hijos. Es un modelo que pretende atender y orientar a las mujeres víctimas de violencia doméstica (durante el 2017 se registraron 106 mil 706 llamadas de violencia contra la mujer que incluye violencia emocional hasta violencia física, muchos de estos casos tienden a terminar en feminicidios), es un modelo estructurado para contener la reproducción de la violencia en el hogar. Sin embargo la violencia al exterior sigue sin tener una línea de acción clara por parte de las instituciones.

El Estado no proporciona garantía de seguridad alguna, no hay elemento que asegure que al salir a la calle una mujer o niña no sea violada y después asesinada. Y uno de los problemas radica en la construcción cultural de la violencia hacia ellas, porque al final el Estado sigue pretendiendo tener el control de sus cuerpos, de sus decisiones en una falsa idea de paternalismo proteccionista. Esto último es lo que he denominado como el derecho excluyente, ese que sigue sin garantizar absolutamente nada.

La deconstrucción al contenido interno del derecho debe comenzar por llevarlo a transformarse en un derecho que sea capaz de mirar a quienes más indefensas son, el derecho debe ser un subsistema más abierto a la realidad de las mujeres y permitirles decidir sobre sus cuerpos, al existir este reconocimiento puede comenzar la transformación del esquema social y cultural.

Para comenzar, sectores más vulnerables

El reconocimiento de los derechos que poseen las mujeres transexuales, y los problemas que tienen al ser invisibilizadas en cada uno de los subsistemas que forman el esquema social y por ende la realidad de México[5].

La marginación, el olvido y la pobreza ha llevado a muchas mujeres transexuales y transgénero a trabajar como sexoservidoras siendo más vulnerables a ser víctimas de violencia física e incluso a llegar a ser parte de las estadísticas de feminicidios, por otra parte también son susceptibles a padecer enfermedades de transmisión sexual y por ende a no recibir la atención adecuada por la interpretación social hacia ellas. Dentro de los programas, proyectos y/o políticas públicas no existe punto específico que dicte una medida para la erradicación de la violencia hacia ellas, y no es necesario que exista un tipo penal específico porque el derecho penal como amenaza no es la solución, sino el entendimiento social de que ellas son mujeres y que no las podemos seguir invisibilizado y excluyendo a través de argumentos (falacias) religiosas porque al final todo el esquema social se compone por cada individuo. Es necesario mirar hacia ese sector porque si por el simple hecho de ser mujeres existen personas que creen que tienen el derecho de asesinarnos, la construcción del cajón de lo normal las coloca a ellas en una situación aún peor, son en muchas ocasiones olvidadas, cuerpos en fosas comunes y nada más, si la seguridad pública es un derecho para unas lo será para todas.

Aborto legal y seguro

El reconocimiento de que las mujeres son capaces de decidir sobre sus propios cuerpos es una de las herramientas más importantes para comenzar a construir una nueva realidad para las mujeres, al final cada mujer debe decidir si quiere o no ser madre o en qué momento es más oportuno serlo, no conceder la capacidad de decidir sobre sus propios cuerpos, es una forma de ejercer control sobre ellas de seguirles considerando incapaces.

El aborto legal es la primera forma de empoderamiento, de hacerle saber al colectivo que el cuerpo femenino no es del dominio público, el peso del argumento religioso, o de la moral de los otros es algo que debe dejar de tener excesivo peso en el derecho porque al seguir transformándose en esa realidad seguirá sin otorgar garantía de seguridad a las mujeres.

No somos ni vírgenes, ni putas, somos mujeres que un día estamos vivas pero que al siguiente no sabemos si seguiremos con vida. Sí, estamos enojadas y ese enojo y lucha diaria por lograr tener garantías de seguridad, nos ha conectado en discusiones interminables, a nadie más que a nosotras nos toca decidir sobre nuestros cuerpos; ni líderes religiosos, ni personajes con amplios estudios pueden opinar, es una decisión que concierne a cada una. No somos mujeres por la construcción cultural genital, somos mujeres por muchos más componentes internos y externos que nos llevan a identificarnos como tal, por ello la lucha sobre seguridad pública también debe extenderse hacia las mujeres trans.

Este artículo es una segunda parte sobre mi entrega de seguridad pública para mujeres pone en la mesa la idea de que el derecho debe ser reformado desde dentro para visibilizar todos los problemas que ha negado, en este caso la seguridad de las mujeres, pero, el problema del rechazo a la crítica del contenido interno ha generado un grado tal de exclusión que la inseguridad que hoy percibimos es solo el inicio del problema, al final el subsistema derecho corre el riesgo de colapsar si decide seguir siendo excluyente, controlador y paternalista.

Es necesario comprender que la violencia que hoy enfrentamos en contra de las mujeres es una violencia diferente, hoy en día poseemos políticas de acción en contra de las agresiones que viven las mujeres en los espacios privados, empero la violencia derivada de las políticas calderonistas, está lejos de ser atendida y comprendida. Las políticas públicas que se realicen desde ahora deberán tener una tendencia a la prevención y modificación a los patrones culturales de la sociedad mexicana. Las políticas y las instituciones así como el derecho deben cambiar y dejar de excluir problemas y sectores. La realidad de esta situación requiere de presupuestos básicos que deberán ser dotados por los diferentes sectores afectados (es decir las mujeres) y bases teóricas desde los diversos postulados feministas.

[1] La Real Academia Española (RAE) dice que palabra “puto” deriva del latín puttus, una variación de putus que significa niño. Sin embargo, el adjetivo tiene una connotación denigratoria ya que es un calificativo que se da a las personas dedicadas a la prostitución o sodomía. De acuerdo con la CONAPRED, en México el uso de la palabra puto/puta es una expresión de desprecio y rechazo.

Por otra parte en 1611 Sebastián de Covarrubias presenta el Tesoro de la Lengua Castellana o española como un diccionario monolingüe de la lengua española, en este primer trabajo la palabra puta tiene un significado de mujer ruin o ramera, descrita como la que siempre está caliente y con mal olor. El contexto en el que escribe Covarrubias es el de una Europa que está en el inicio de la transformación del feudalismo a los primeros tintes de la revolución industrial, es un hecho que desde entonces las mujeres laboralmente hablando recibían salarios mucho menores que los de los hombres y que la prostitución fue y sigue siendo una forma de sobrevivir.

Es cierto que actualmente existen muchos sentidos y significados de la palabra puta, sin embargo, en este caso el uso que se le da es el que significa que la mujer y su cuerpo pertenecen al colectivo, que es del ámbito público, quizá con la frivolidad de pretender descalificar el feminicidio y sus causas.

[2] https://elpais.com/elpais/2018/12/05/album/1544030702_036455.html#foto_gal_4

[3] Véase más en: Guerrera Frida, #NiUnaMás El feminicidio en México; un tema urgente en la Agenda Nacional, Ed. Aguilar, 2018.

[4] Véase en: https://www.animalpolitico.com/2017/11/medidas-gobernacion-feminicidio-puebla/

[5] En 2018 han sido asesinadas 47 mujeres trans, de acuerdo a los datos del Centro de Apoyo a las Identidades Trans.

Las Fiestas de Guelaguetza, más allá de un espectáculo turístico hacia un referente pedagógico

Rubén E. Méndez Torres

México es un país con una gran diversidad natural, social y cultural; es conocido internacionalmente por su gastronomía, arquitectura, paisajes, especies naturales, tradiciones y su arte. No cabe duda de la majestuosidad de la nación y la riqueza que poseemos.

Como parte de esta riqueza, y delimitando a un aspecto cultural, existe un acontecimiento de mayor notoriedad que se lleva a cabo en México año con año: me refiero a la Guelaguetza. Considerada tal vez por el conocimiento popular como un “evento” que presenta bailes y música regional del estado de Oaxaca o como un espectáculo que pretende buscar el atractivo turístico nacional e internacional hacia la región sur del país.

Pero, más allá de las perspectivas que conciben a la Guelaguetza como parte de una industria cultural[1] pretendiendo ser una mercancía hacia el espectáculo y el entretenimiento, considero que no solo se trata de un evento que reúne un gran bagaje de la esencia y el folclor de nuestro país, sino de un estilo de vida que busca la trascendencia social por medio de la empatía entre comunidades y el convite solidario de apoyo entre las diferentes regiones del estado, invitando a esta hermandad a los mexicanos y extranjeros a reflexionar sobre la guía de nuestro actuar y devenir como sociedad en nuestras realidades, comprendiendo la existencia del Otro y atendiendo las necesidades de quienes estén en situación de vulnerabilidad.

Lo anterior, puede permitir la construcción de modelos de vida, que nos enseñan que la paz y la armonía entre sociedades permean en núcleos de convivencia fraterna y el razonamiento de nuestra esencia como seres humanos.

Fromm ilustraba este estilo de vida traducido a un referente pedagógico, cuando decía que: “[…] en cualquier tipo posible de cultura el hombre necesita de la cooperación de los demás si quiere sobrevivir; debe cooperar ya sea para defenderse de los enemigos o de los peligros naturales, ya sea para poder trabajar y producir” (2005:46)[2].

La Guelaguetza posee muchos elementos que son de gran relevancia para aprender de estos, sobre todo en la actual etapa de transición, en la que México enfrenta una reconfiguración tanto en los procesos de la administración pública como en la sociedad misma. Los elementos de significado que nos aportan las fiestas de Guelaguetza pueden ayudarnos a trabajar para la mejora y desarrollo de nuestra persona desembocando en una sociedad mejor.

guelaguetza-2018-bailes-regionales-1024x767

(Revista Donde Ir, Guelaguetza 2018)

 La Guelaguetza, configuraciones y miradas

Las raíces de la Guelaguetza datan del año 1932, en el que la ciudad de Oaxaca celebraba el 4.º centenario de haber sido elevada a la categoría de ciudad (Lizama, 2006). Para conmemorar esa fecha, se elaboraron una gran diversidad de actividades y celebraciones que invadieron y contagiaron la alegría, el gozo y la algarabía en las calles de la capital oaxaqueña. Ese año fue crucial para analizar en qué concepción seguía la ciudad y cómo eran los procesos de socialización interna entre las diferentes regiones y etnias del estado.

Para ello, diversos artistas e intelectuales buscaron armonizar y alcanzar un equilibrio que unificara al centro y a las regiones de Oaxaca, lo que generó celebraciones y festividades llenas de diversas acciones para fomentar la unión mediante la convivencia, haciendo un homenaje racial a las culturas de la entidad, además de lograr la creación de un símbolo de identidad mexicana, que bajo el contexto posrevolucionario, permitiría mostrar un proyecto de nacionalismo cultural (Maldonado, 2016) basados en los prospectos de unidad y exaltación de la cultura regional.

La palabra Guelaguetza no hace referencia a una fiesta o a un evento en particular.

“Guelaguetza” deriva del zapoteco guendalizaá, que significa “cooperar”, pero en su concepción más amplia es una actitud, una cualidad […], un sentimiento por el medio del cual [se] ama a su prójimo, un sentimiento de hermandad, de compartir la naturaleza y la vida (Toussaint, 2014).

Estas expresiones de solidaridad y cooperación, son valores característicos de los mexicanos; recientemente en 2017 el país padeció catástrofes sísmicas, con grandes afectaciones y daños incalculables pero, ha sido la fuerza de voluntad y empatía del pueblo mexicano la que ha ayudado a seguir adelante y tratar de subsanar los daños.

Es esta cooperación la esencia sustancial de la Guelaguetza, y se refiere a la búsqueda de apoyar a quienes lo necesitan, de trabajar en conjunto por nuestros hermanos, más allá de los límites familiares o de amistad, es una manifestación de la ayuda mutua, de colaboración y servicio, fortaleciendo la común unidad y los lazos de solidaridad.

Fue esta expresión de la comunidad oaxaqueña lo que inspiró como simbolismo a las fiestas de Guelaguetza, convergiendo en ellas aspectos artísticos propios de las regiones del estado como muestra de la identidad de una comunidad, a pesar de ser de distintas etnias, lugares, idiomas, o de tener prácticas y tradiciones diferentes, diferencias que no serían impedimento para sentirse una sola Oaxaca.

Con el pasar de los años, las fiestas de Guelaguetza han tomado mayor forma y se nutren de elementos que permiten dar muestra de la cultura oaxaqueña. Entre 1951 y 1961 había ya una consolidación de la participación de todas las regiones de la entidad (Maldonado, 2016), con la inclusión de las diversas delegaciones representativas a las etnias locales, creando y desarrollando una estructura cada vez más abundante del bagaje multicultural hasta nuestros días.

GUELAGUETZA

(Astrolabio Digital, Oaxaca)

Las fiestas de Guelaguetza, una invitación a la solidaridad

Actualmente las fiestas de Guelaguetza dan inicio el primer viernes del mes de julio, con la muestra del primer convite festivo, en el cual se da la representación de alguna delegación del estado con música, bailes, pirotecnia y regalos propios de la región, recorren las principales calles del centro histórico, anunciando que las celebraciones han comenzado.

Son en estos convites donde se da la principal muestra de hermandad bajo las pautas de festividad, ya que no se presenta en un teatro o auditorio que implique un boleto, sino que es al aire libre y toda persona que esté cerca puede ser partícipe, no importa las condiciones de origen, economía, o situación social pues todos son bienvenidos. Es en este espacio que  “[…] la práctica de la Guelaguetza [se concibe como] un sistema de intercambio en contextos festivos en el que se simbolizan las relaciones de comunidad” (Maldonado, 2016).

Posterior a este convite festivo, se desarrollan una gran diversidad de actividades culturales y gastronómicas en diferentes puntos de la ciudad y el estado, que muestran las tradiciones locales, la música, danza y la gastronomía de Oaxaca.

De entre estas actividades sobresalen las ferias artesanales y gastronómicas en la que la Feria del mezcal destaca con la mayor representatividad y se lleva a cabo desde 1997; el Festival de los moles, la Feria de la tlayuda, del tejate, del quesillo, del tamal entre otras muestras que se presentan en lugares de mayor auge de estos productos, posibilitan una distribución no solo del turismo, sino del conocimiento cultural de las diferentes zonas y regiones.

Las actividades artísticas también son pilares dentro de estas festividades, ya que se hacen muestras de danza, música, teatro, pintura, textil artesanal y la alfarería, en los diferentes teatros, museos, plazas y auditorios del centro y regiones del estado, un ejemplo es la representación de la Leyenda de la Princesa Donají, que estructura bajo aspectos de la narrativa, la danza, música y escenarios prehispánicos, al patriotismo, la valentía y la belleza, creando una serie de valores que permiten identificarse con la historia, los principios de hermandad, sacrificio y esfuerzo en la búsqueda de la mejora de nuestra nación.

De estas actividades artísticas, los Lunes del cerro destacan por su antigüedad, por la estructuración íntegra de la música, la danza y el folclor; presentada el segundo y tercer lunes del mes de julio, en el auditorio más representativo de la ciudad ubicado en el Cerro del Fortín, tal vez sea esta la actividad popularmente más conocida, ya que se transmite a través de diferentes medios digitales, lo que da como resultado un mayor alcance de difusión. Esta festividad reúne la presencia de las 8 regiones del estado (Cañada, Costa, Istmo, Mixteca, Papaloapan Sierra Norte, Sierra Sur y los Valles Centrales), posibilitando conocer una parte de las culturas étnicas, tradiciones, vestimentas y el gran mestizaje que caracteriza a Oaxaca.

Todo lo anterior permite hacer un análisis que concluye en que las fiestas de Guelaguetza poseen una gran diversidad de fines, considerando entre estos, al aumento del turismo y la derrama económica para el estado y el país, actividades que en su mayoría se encuentran bajo la promoción y supervisión de la Secretaría de Turismo del Estado de Oaxaca, así como la fama y el prestigio que conlleva ser la fiesta folclórica más grande de América Latina.

Sin desdeñar el aspecto económico que significa estas festividades para el turismo, cabe precisar que la esencia cultural y humana trasciende lo material. Es este aspecto inmaterial e intangible lo que nos enseña el verdadero valor, no es el capital o los intereses lo importante, sino la vida misma en todos los sentidos, en su celebración y alegría, pero también en la consideración de los sujetos, manteniendo la presencia de la mismidad  pero sobre todo de la otredad , que según Gaínza (1989)  son componentes dialécticos de un constructum semiótico llamado identidad, es decir, a través de los diferentes símbolos y signos de comunidad se hace un constructo de pensamiento, el algo pasa a significar el algo para alguien, las personas que son partícipes de estas fiestas, se convierten en invitados y ya no solo espectadores, tienen un lugar en la celebración, se hacen miembros de la comunidad, eso es Guelaguetza, compartir, pero sobre todo compartirse a sí mismo.

Guelaguetza-5-1024x416

(Opera Travels, Guelaguetza)

Un referente pedagógico necesario para el desarrollo como personas

Compartirse a sí mismo implica todo un proceso complejo, ya que no solo depende de una individualidad, sino que es necesaria la estructura colectiva de la sociedad. Las fiestas de Guelaguetza son un referente que nos permite tener una clarificación de la comunidad y la cooperación solidaria en aras de mejorar.

En el territorio mexicano habitamos según datos del INEGI[3] aproximadamente 119 millones 530 mil 753 habitantes, somos seres muy diferentes en muchos aspectos como: educación, religión, condiciones económicas entre otros, pero como mexicanos convergemos en un punto muy importante: el hecho de querer lo mejor para la nuestra nación.

Es en este punto de encuentro en donde reconocemos que somos personas que compartimos un territorio, una naturaleza, una historia, una cultura y una sociedad; eso nos hace ser una comunidad y partiendo desde nuestra naturaleza humana atravesando por los puntos de encuentros en común, desembocamos en el hecho de la cooperación para trabajar en aras de la mejora; Zemelman (2012) desarrolla este argumento al decir que este pensamiento:

[…] deviene en una relación con lo real externo que incluye al sujeto con su mundo, de manera que lo externo es incorporado desde su función de potenciar, ampliando y enriqueciendo al mundo que sirvió de punto de partida al sujeto; por lo mismo, es una relación que permite ir más allá de los objetos para abrir al sujeto, no solamente a lo externo, sino también a sus posibilidades de experiencias. Es la transformación de lo externo en el mundo (pág. 27).

Bajo este argumento, las fiestas de Guelaguetza se convierten en un referente pedagógico, ya que nos muestra el sentido guía que como mexicanos podríamos concebir en nuestro pensar y actuar hacia los demás (Los Otros).

Nuestro país enfrenta una serie de grandes problemas que afectan a toda la nación, como la incidencia delictiva[4] que ha ido en aumento. En los últimos 5 años, las cifras de casos de violencia, feminicidios, corrupción, homicidios, robo, secuestro, entre otras se han hecho alarmantes, añadiendo que la pobreza ha ido en crecimiento.

No se necesita ser parte de estas cifras para hacer nuestras estas problemáticas, no podemos esperar a padecer o a que algún familiar o amigo lo vivifiquen, estos problemas suceden todos los días en nuestro país, y por ello son “nuestros problemas”, ante esta difícil situación, debemos como mexicanos buscar alternativas de solución.

La Declaración Universal de Derechos Humanos, adoptada y proclamada por la Asamblea General de las Naciones Unidas en su resolución 217 A (III), del 10 de diciembre de 1948, en su artículo 1.° enuncia que “Todos los seres humanos nacen libres e iguales en dignidad y derechos y, dotados como están de razón y conciencia, deben comportarse fraternalmente los unos con los otros”.

Y en su artículo 25.° “Toda persona tiene derecho a un nivel de vida adecuado que le asegure, así como a su familia, la salud y el bienestar, y en especial la alimentación, el vestido, la vivienda, la asistencia médica y los servicios sociales necesarios”.

La referencia pedagógica de la Guelaguetza no solo se trata de la fiesta y la alegría, sino de la idea de igualdad y fraternidad, pues en la última línea del artículo 1.° antes citado dice que “deben comportarse fraternalmente los unos con los otros”.

Considero que el modelo de vida que nos enseña la Guelaguetza no se basa ni en el comportamiento ni en el  deber, su pilar es el ser, es decir, ser fraterno, ser solidario, ser respetuoso, apoyar a nuestros hermanos mexicanos que se encuentran en condiciones de dificultad o vulnerabilidad. El artículo 25.° antes citado, aclara lo importante que debe ser la garantía de una calidad de vida adecuada; la educación, la salud, la vivienda y el trabajo son puntos cardinales para el desarrollo y el progreso, pero también para la erradicación de la violencia y el crimen en México.

Como reflexión final

A través de este escrito se han expuesto las características de la Guelaguetza bajo la mirada de festividad, pero enfatizando en el modelo de vida y el modelo pedagógico que nos aporta como mexicanos.

La clave de dicha pedagogía se encuentra en reconocernos iguales ante el Otro, de saber que somos mexicanos y que los problemas del Otro también nos impactan en nuestra cotidianeidad, es decir sus problemas son nuestros.

La Guelaguetza nos hace parte de compartir la alegría, las tradiciones y el misticismo cultural, pero también nos enseña a compartirnos a nosotros mismos; podrá resultar para escépticos una filosofía alejada de la realidad, pero no cabe duda que si como mexicanos adoptáramos dicha filosofía podríamos alcanzar altos niveles de desarrollo y mejorar la calidad de vida.

Todo gran acto de cambio comienza por un cambio interno, toda búsqueda de progreso comienza con un pequeño paso, la unificación de estos cambios logran crear ambientes de paz, de alegría, de solidaridad, abrazar nuestra esencia mexicana, y aprovechar la riqueza que poseemos, compartiéndolo con los demás y compartiéndonos ante los demás. ¡Eso es la pedagogía de la Guelaguetza, compartir!

guelaguetza-1024x586

[1] Véase, HORKHEIMER, Max y ADORNO, Theodor. (2009), “La industria cultural” en Dialéctica de la Ilustración. Madrid, Trotta. Pag. 165-212

[2] FROMM, Erich (2005), El miedo a la libertad, Buenos Aires, Paidos.

[3] Dato consultado en: INEGI (2015). Número de habitantes. Disponible en: http://cuentame.inegi.org.mx/poblacion/habitantes.aspx?tema=P Consultado el 8 de agosto de 2018.

[4] Según la Secretaría de Gobernación y el Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública,  La incidencia delictiva se refiere a la ocurrencia de presuntos delitos registrados en averiguaciones previas o carpetas de investigación iniciadas, reportadas por las Procuradurías Generales de Justicia y Fiscalías Generales de las entidades federativas, instancias responsables de la veracidad y actualización de los datos. (2017).

Consúltese en: http://secretariadoejecutivo.gob.mx/docs/pdfs/estadisticas%20del%20fuero%20comun/Cieisp2017_052018.pdf

Referencias citadas:

FROMM, Erich (2017), El miedo a la libertad, México, Paidos.

GAÍNZA, Gastón. (1989), Herencia, identidad, discursos. Costa Rica, Herencia.

LIZAMA Quijano, Jesús. (2006), La Guelaguetza en Oaxaca. Fiesta, relaciones interétnicas y procesos de construcción simbólica en el contexto urbano. México, CIESAS.

MALDONADO, María de la Luz. (2016),  La Guelaguetza en la Ciudad de Oaxaca: fiesta y tradición entre degradación simbólica y apropiación comunitaria. México, UNAM.

ORGANIZACIÓN DE LAS NACIONES UNIDAS, (1948). Declaración Universal de Derechos Humanos. París, ONU.

TOUSSAINT, Alejandro. (2014), Tradiciones; Guelaguetza. México. Disponible en: http://www.mexicanisimo.com.mx/guelaguetza/

ZEMELMAN, Hugo. (2012), Pensar y poder: (razonar y gramática del pensamiento histórico). México, Siglo XXI Editores / Universidad de Ciencias y Artes de Chiapas.

Reflexión sobre la movilidad en la Ciudad de México

Por Carlos Palomares Rivera

La Ciudad de México es considerada una de las aglomeraciones urbanas más pobladas del mundo con 22,2 millones de habitantes. La capital mexicana y su zona conurbada[1] se ubican en el séptimo lugar de la lista global,[2] sin embargo la zona metropolitana del valle de México (ZMVM) no distribuye sus centros de trabajo y prestación de servicios en los 7,954  kilómetros cuadrados que la conforman,[3] los concentra en su zona centro, lo que da como resultado que el traslado de un punto a otro por parte de sus habitantes se convierta en un problema que debe atender el gobierno mexiqueño.

La administración pública local ha realizado diversos intentos para que los habitantes de la Ciudad de México y su zona conurbada puedan acudir a sus compromisos de manera eficiente y puntual, sin embargo pocos han sido los resultados positivos; las congestiones vehiculares, el transporte público insuficiente y la reparación constante de vialidades que generan cortes a la circulación son escenarios que se han vuelto cotidianos en el Valle de México. En un estudio realizado, los residentes de este espacio geográfico invertimos dos horas diarias (en promedio) para trasladarnos desde nuestro lugar de residencia hasta nuestro centro de trabajo o estudio y dos más de regreso a nuestros hogares[4] pues un recorrido de pocos kilómetros requiere una inversión de tiempo considerable; por ejemplo el trasladarse de la zona de San Jerónimo Lídice al centro de la ciudad requiere de por lo menos una hora con treinta minutos para ir y otro tanto para regresar, siendo que el kilometraje que se debe recorrer es de apenas 18 kilómetros.[5] En comparación, trasladarse de la Ciudad de Santiago de Querétaro al municipio de Celaya en Guanajuato toma cerca de 55 minutos, sin embargo, la distancia entre estas dos localidades es de 51 kilómetros; la circunstancia anterior sirve para ejemplificar los serios problemas que enfrenta la capital mexicana en tema de movilidad.

Sirve reflexionar sobre el devenir que ha tenido este fenómeno social para comprender por qué se ha vuelto un tema que la agenda pública ha definido como un problema público y por lo tanto, desde hace ya algunos años se han invertido recursos humanos y financieros para buscar la solución más viable al mismo.

Las vías rápidas como primera solución al problema

Desde la década de 1960, el Gobierno de la capital mexicana ya contemplaba la necesidad de resolver el tema de la vialidad, por lo que en 1964 se inició la construcción de la primera vialidad de alta velocidad, siendo esta el Anillo Periférico que en la actualidad cuenta con alrededor de 58 kilómetros que conectan la entrada norte de la Ciudad de México con la salida al oriente por la carretera que dirige al estado de  Puebla, pasando por la conexión sur en dirección al estado de Morelos.

El entubamiento del Río de la Piedad se sumó a la lista de creación de vialidades con capacidad para gran afluencia de autos, misma que posteriormente sería la principal vía de acceso al Aeropuerto Internacional de Ciudad de México Benito Juárez; en 1977 el cauce del Río Churubusco dio lugar a la calzada de la Verónica, lo que hoy lleva el nombre de Circuito Interior, trazando de esta forma las tres vialidades más importantes de la Ciudad de México.

La construcción de las mismas dio solución a los problemas de movilidad de aquella época, sin embargo, la administración de entonces no contempló que la mancha urbana creciera como lo ha hecho y que dichas vialidades se verían rebasadas por la enorme cantidad de autos que hoy circulan por su cauce. En el tiempo de la construcción y esplendor de las vialidades de alta afluencia vehicular, la capital mexicana tenía una población significativamente menor a la actual, de la cual muy poca contaba con un automóvil. Ahora bien, el trazo de esas vialidades contemplaba dar lugar a una enorme cantidad de vehículos, perdiendo totalmente de vista el trasporte público, por lo que el tema de la movilidad en la Ciudad de México a través de sistemas colectivos de transporte ha sido un problema público que han heredado las administraciones al frente del gobierno capitalino desde aquella lejana época. [6]

En tiempos más recientes, la insuficiencia de las vialidades ha obligado a proyectos ambiciosos para dar una solución a los problemas de movilidad en el valle de México. En enero de 2005 se inauguró el segundo piso del Periférico con la finalidad de enlazar la zona de San Jerónimo con la de San Antonio y el Viaducto Rio de la Piedad; este tramo fue entregado como la primera etapa de una vialidad elevada que seguiría el mismo cauce que el Anillo Periférico cuya finalidad sería la de agilizar el flujo vehicular en la zona sur de la Ciudad de México. Cabe señalar que esta vialidad elevada permite el libre tránsito de los usuarios, es decir, no realiza cobro de un peaje por el servicio público.

El 8 de octubre de 2012 se inauguró la autopista urbana norte que une los puntos de Diagonal San Antonio con los límites del Estado de México en la zona del Toreo; el 26 de octubre de 2016 se inauguró la autopista urbana sur para unir la zona de San Jerónimo con Tepepan en el extremo sur de la capital mexicana; la autopista urbana poniente se inaugura en octubre de 2012 para unir San Jerónimo y Santa Fe. Estas últimas con pago de cuota por el uso de la misma con lo que la solución solo llegó para los ciudadanos que pueden pagar por el servicio concesionado.

Es importante destacar que la movilidad en la Ciudad de México a través de las grandes vialidades no ha dado solución a los congestionamientos vehiculares, porque si bien es cierto que el tránsito a través de la Ciudad de México se ha reducido a cerca de la mitad del tiempo que se tenía que invertir anterior a las autopistas urbanas, también lo es que el acceso a estos viaductos elevados están reservados a los ciudadanos que pueden pagar el costo de alrededor de 5 pesos por kilómetro recorrido para poder transitar sobre ellos, circunstancia que deja en clara desventaja a quienes no pueden pagar este servicio. Aunado a lo anterior, actualmente dichas vialidades también se ven afectadas por congestionamientos vehiculares a pesar de haberse pagado un peaje por el uso, por lo que es de resaltarse la nula solución que se dio al realizar dichas vialidades.

El transporte público como forma de traslado por los capitalinos

Una cantidad importante de mexicanos se trasladan por la Ciudad de México a través de las diferentes opciones de  que se ofertan en la capital del país, por lo que es importante reflexionar sobre este tema, Como muestra señalo tres sistemas de transporte público en la capital del país.

Saturación-STC-Metro-700x510

Foto: mxqnoticias.mx

El Sistema de Transporte Metropolitano

La función de una administración pública es la de satisfacer las necesidades de su población a través del fomento a los servicios públicos. El transporte colectivo de pasajeros como forma de garantizar la movilidad de los capitalinos, ha transitado por varios cambios a lo largo de su historia, pasando de la informalidad hasta la concesión del mismo, pues “el 28 de diciembre de 1959 surgió la Unión de Permisionarios de Transporte de Pasajeros en Camiones y Autobuses en el D. F., institución pública de capital privado y con patrimonio propio que agrupó a los dueños de autobuses que contaban con 7,500 permisos.”[7] Este evento se enmarca como la primera concesión del servicio de transporte público en la capital mexicana.

Los múltiples conflictos entre los transportistas por ganar el pasaje en la capital del país generaron que en 1981 el gobierno del entonces Distrito Federal, a través de decreto firmado por el Regente Carlos Hank González, revocó la concesión del transporte público tomando la rectoría de este servicio público. Es así como se crea al organismo público descentralizado denominado Sistema de Transporte Metropolitano M100, mejor identificado por los mexiqueños como Ruta 100.

En el momento de mayor auge este sistema de transporte público tuvo una red de 7,500 autobuses, cubriendo un total de 7,100 kilómetros a lo largo de la capital mexicana, inclusive llegando a algunos municipios conurbados a la Ciudad de México. El servicio público brindado por este sistema de transporte finalizó tras una huelga en 1995.

Al reflexionar sobre este órgano del Estado, algunos especialistas han señalado que dicho sistema de transporte masivo ha sido el único en la capital mexicana (y quizá en todo el país) que realmente cubrió la necesidad de movilidad e inclusive, la historia nacional señala a esta dependencia gubernamental como agente importante en la difícil situación que enfrentó el país con el sismo del 19 de Septiembre de 1985. Tras su liquidación, le siguió la Red de Transporte Público y posteriormente el sistema de transporte M1, ambos sin la cobertura que tuvo la famosa Ruta 100.

Ruta 100 es señalado como un servicio eficiente, sin embargo los problemas políticos entre el gobierno y la base trabajadora generó el declive del mismo, sería interesante ver la respuesta que dicho órgano del estado le habría dado a la demanda actual, pues ni en su mayor auge, la cantidad de usuarios que atendía era de la magnitud que que ahora le requerirá. Las generación que siguieron al Sistema de Transporte Metropolitano ya no tienen la misma fuerza que tuvo ésta, ni en cobertura ni en presencia sindical, por lo que dicho sistema pasó de ser un eje central en la movilidad de los capitalinos a un simple auxiliar de las grandes redes que actualmente atienden esta demanda social.

El Sistema de Transporte Colectivo Metro[8]

Como una de las urbes más grandes del mundo, la Ciudad de México requiere de sistemas de transportes complejos que logren movilizar a una enorme cantidad de personas de forma eficiente, con esta idea, el Gobierno del expresidente Gustavo Díaz Ordaz inaugura el Sistema de Transporte Colectivo Metro el 4 de septiembre de 1969. Con la línea 1, se unió al Oriente con el Poniente de la Capital mexicana con el tramo que corre de la estación Zaragoza (al Oriente) con la estación Chapultepec (al poniente). Posteriormente esta línea crece uniendo los puntos de la zona de Pantitlán en los límites con el Estado de México con la Estación observatorio al oeste capitalino, actualmente, la Red cuenta con 12 líneas que transportan a más de 7 millones de personas al día.

De acuerdo con la información pública, el Sistema de Transporte Colectivo Metro, recibió recursos por la cantidad de 11,168, 164, 943.00 pesos,[9] del cual, 28.5 millones de pesos fueron invertidos en la instalación de infraestructura para personas con diversos tipos de discapacidad, desde la colocación de rampas y elevadores hasta un sistema de lenguaje braille.[10]

El Sistema de Transporte Colectivo Metro fue una solución propuesta por la Administración Pública capitalina a finales de la década de los sesenta, actualmente, el costo por viaje es de cinco pesos mexicanos por viaje con lo que se vuelve uno de los sistemas de trenes urbanos más económicos a nivel mundial.[11]

El Gobierno de la Ciudad de México presume de contar con un sistema de tren urbano eficaz y a un bajo costo para sus usuarios, sin embargo, hay observaciones que se le pueden hacer a este transporte público.

La primera es referente a los trenes pues la mayoría de ellos están en mal estado, lo que genera que el viaje sea incómodo. La insuficiencia de los mismos para cubrir los kilómetros en la red dan como resultado que a cualquier hora el convoy venga a tope de usuarios, lo que dificulta el ascenso y descenso del mismo y ello, a su vez, genera que la marcha del tren sea lenta al permanecer un tiempo mayor del previsto en la estación intentando cerrar sus puertas y emprender la marcha, pues la aglomeración de personas intentando abordar impide lo anterior .

La segunda va en el sentido de la falta de cobertura en el territorio capitalino. Como hice referencia al inicio de este artículo, la Ciudad de México, concentra gran parte de las zonas de trabajo en su zona centro, por lo que la red de transporte busca conectar puntos de la capital procurando que su red cruce el centro de la capital, sin embargo, delegaciones como Magdalena Contreras o Milpa Alta no cuentan con este servicio, aunado a lo anterior, trasladarse de la colonias de dichas demarcaciones a la estación del metro más próxima requiere de una inversión de tiempo de una hora o más.

La tercera atiende a la que la infraestructura de la red no es incluyente. El sistema de transporte colectivo metro cuenta con 195 estaciones en las que convergen personas con diferentes necesidades; los capitalinos, con cualquier tipo de discapacidad, se enfrentan a problemas que van más allá de los señalados en la primera y la segunda observaciones señaladas pues aunado a las mismas, deben sortear con la inaccesibilidad a sus instalaciones.

Finalmente, señaló que el Sistema de Transporte Colectivo Metro enfrenta serios problemas de inseguridad dentro de sus instalaciones: “Datos oficiales de la Procuraduría General de Justicia de la Ciudad de México sobre la incidencia del delito de robo a pasajeros del Metro arroja que en los primeros 11 meses de 2016 se iniciaron 673 averiguaciones y carpetas de investigación por este delito. La cifra incluye robos cometidos con y sin violencia.”[12] Por lo que la coordinación que existe entre el Sistema de Transporte Colectivo Metro y la Secretaría de Seguridad Pública capitalina muestra que es deficiente al momento de prevenir el delito.

3.- El Sistema de Corredores de Transporte Público de Pasajeros de la Ciudad de México METROBÚS.[13]

Este transporte público inició sus operaciones el 19 de junio de 2005 con la línea uno que, en principio, corría de indios verdes al norte de la ciudad a Doctor Gálvez al sur por un carril confinado sobre la avenida insurgentes, actualmente la línea uno extendió su trazo hasta la zona de el caminero cubriendo así la totalidad de la avenida más grande del país; a la fecha, este sistema cuenta con siete líneas que conectan diversos puntos de la ciudad.

Metrobús se ha visto envuelto en diferentes problemáticas, pues desde su origen con la línea uno se registró fricciones con los los dueños de la concesión ruta 1 que corría por insurgentes. Posteriormente se señalaba que la reducción de carriles sobre avenida insurgentes provocaría que el flujo vehicular se viera afectado, circunstancia que se ha repetido en el resto de las líneas.

El Gobierno presenta a este transporte de pasajeros como “un sistema de autobuses de tránsito rápido (BRT por sus siglas en inglés) que permite transportar a cientos de miles de pasajeros al día de manera segura, eficiente y ecológica. A diferencia de los sistemas de transporte subterráneo, los BRT permiten una mayor cobertura geográfica, con un espaciamiento entre estaciones mucho menor, ofreciendo con ello y con el bajo costo de su infraestructura más puntos de acceso que otros sistemas de transporte colectivo, como el Metro,”[14] sin embargo, en palabras de un usuario “el servicio es deficiente e inseguro” y al respecto una nota de grupo fórmula señala que “Metrobús informó que las más de 100 denuncias de robo realizadas por los usuarios (sin contar la cifra de delitos no reportados) son por la sustracción de diversos objetos, principalmente smartphones. Otras propiedades hurtadas, que han sido denunciadas, son carteras, computadoras y hasta bicicletas; en el mismo reporte de la dependencia se destaca que las estaciones con más índice delictivo son: Félix Cuevas, Nuevo León, Indios Verdes y El Rosario, pero no son las únicas, ya que un balance realizado por el mismo medio indica que todas las líneas del Metrobús son peligrosas para los usuarios.”[15]

 El 1 de julio de 2018 México vivió una jornada electoral en la que la ciudadanía votó por diversos cargos de elección popular, entre ellos, se eligió a la nueva encargada del gobierno de la Ciudad de México, siendo la candidata por el Partido Político Movimiento Regeneración Nacional (MORENA)  Claudia Sheinbaum Pardo la más favorecida por el voto popular, en un documento publicado por la electa jefa de Gobierno se resume a lo siguiente:

“Movilidad:  La militante de Morena sugiere crear un centro de planeación, innovación y control de la movilidad en el que se utilicen nuevas tecnologías con el fin de gestionar el tráfico en tiempo real, así como desarrollar un sistema de planeación de obras viales y diseño de nuevos modos de transporte.

El plan incluye ampliar el financiamiento para sustituir los microbuses por vehículos menos contaminantes, poner en marcha programas emergentes de mantenimiento y modernización del Metro y ampliar el Metrobús.

Para los aficionados a andar en bici propone ampliar las ciclovías y los sistemas de renta temporal de bicicletas.

El documento publicado por Sheinbaum también tiene propuestas para los taxistas, a quienes les sugiere la creación de un sistema de pago que pueda competir con las empresas que ofrecen un servicio similar a través de aplicaciones para teléfonos inteligentes.”[16]

A manera de conclusión

La capital mexicana tienen redes de sistemas de transporte públicos complejas que atienden enormes cantidades de usuarios, sin embargo ninguna de ellas es eficaz pues el servicio es de mala calidad, lento y poco eficiente.

Ninguna de estas redes cubre el total del territorio de la Zona metropolitana del Valle de México y el costo de su mantenimiento es alto, es por ello que considero que la administración pública, a lo largo de los años, no ha identificado el origen del problema y, por ende, no ha dado soluciones concretas a este fenómeno social a pesar de ser señalado por la agenda pública como un problema público.

Considero que las políticas públicas, pueden ser una vía de solución pues al desarrollarse con éxito, podrían identificar las causas del problema y emitir una posible solución.

La movilidad en la ciudad debe verse como un una situación prioritaria en la que el Gobierno debe invertir recursos humanos y financieros para su solución y  no como un negocio que beneficie a un sector exclusivo de la sociedad mexicana.  Y para tal efecto, considero que serían viables las siguientes propuestas:

1.- El fomento al desarrollo de trabajo en casa: salvo empleos que requieran de atención al público, existen diversos sectores de la iniciativa privada y del sector público que podrían realizarse desde cualquier punto del planeta con acceso a Internet.

2.- La digitalización de trámites gubernamentales a través de plataformas electrónicas: Las Técnicas de la información y comunicación crecen a pasos agigantados, la aplicación de las mismas en la burocracia mexicana ayudaría a descongestionar las vialidades.

3.- La ampliacion y modernizacion del Sistema de Transporte Colectivo Metro: Como hago mención en el presente documento, existen zonas de la Ciudad en la que este Transporte Público no tiene cobertura, quizá una línea de metro que corriera sobre el Periférico capitalino habría dado mayor solución a la movilidad que segundos pisos pensados para automovilistas.

4.- Analizar el uso de suelo en la Ciudad de México: Demarcaciones como Coyoacán y Benito Juárez actualmente enfrentan una problemática en cuanto a movilidad se refiere dado el crecimiento desmedido de desarrollos inmobiliarios en la capital mexicana; se construyen edificios de varios departamentos con lo que el número de habitantes por terreno ha aumentado significativamente a partir del año 2000 cuando el entonces Jefe de Gobierno Andrés Manuel López Obrador emitió el bando 2 permitiendo el desarrollo de estos inmuebles.

5.- La creación de más corredores cero emisiones: Los sistemas de Transportes eléctricos podrían ayudar a desahogar la afluencia en corredores con rutas alternas que conectan la periferia con el centro capitalino, unidades equipadas con cámaras de video vigilancia y un sistema de cobro eficiente podrían disminuir la aglomeración de ciudadanos.

 

[1] La lista de municipios conurbados puede consultarse en: www3.diputados.gob.mx/…/file/ZM%20DEL%20VALLE%20DE%20MÉXICO.pdf

[2] Información consultada en: https://www.concienciaeco.com/2018/02/22/las-20-ciudades-mas-pobladas-del-mundo/

[3] Consultado en: https://www.gob.mx/cms/uploads/attachment/file/56213/valle-de-mexico-OCDE.pdf

[4] El estudio completo se puede consultar en: https://www.comunidadvialmx.org/articulos/2015-08-31-cuanto-tiempo-pasa-un-mexicano-atrapado-en-el-trafico

[5] ibidem

[6] Información consultada en:http://www.jornada.unam.mx/2002/10/16/02an1cul.php?printver=1

[7] http://www.semovi.cdmx.gob.mx/

[8] Informacion consultada en: http://www.metro.cdmx.gob.mx/storage/app/media/Banners/diagnostico.pdf

[9] Se puede consultar en http://data.metro.cdmx.gob.mx/transparencia17/fr21_cdmx.html

[10] Consultado en: http://data.metro.cdmx.gob.mx/comunicados/detalleComunicados.html?id_comunicado=882

[11] Segun informacion dada por: https://aristeguinoticias.com/3007/mexico/metro-de-mexico-de-los-mas-baratos-del-mundo/

[12] Angel, Arturo. Robo en Metro de la CDMX aumenta 65%; estas son las estaciones con más delitos, Animal Politico, 27 de junio de 2018 https://www.animalpolitico.com/2017/01/robo-metro-estaciones-mas-peligrosas/

[13] Datos consultados en http://www.metrobus.cdmx.gob.mx/

[14] http://data.metrobus.cdmx.gob.mx/docs/libro/MB10_p2a.pdf

[15] Nota publicada en el portal http://www.radioformula.com.mx/notas.asp?Idn=727904&idFC=2018

[16] Redacción, “¿Qué hacer con la inseguridad y la crisis de agua en CDMX? Las propuestas de Claudia Sheinbaum” Animal Político, México, 2018 https://www.animalpolitico.com/2017/08/propuestas-claudia-sheinbaum/

 

El Otro México

Por Jacqueline Miranda de los Santos

Si no hay justicia para el pueblo que no haya paz para el gobierno
Emiliano Zapata

miguel

Foto: Abarca, M.

En lo profundo de mi cabeza una voz con tintes claros y fuertes dicta una historia: Ana María es una niña chiapaneca de apenas 9 años; desde los 6 ella se levanta a las 3 de la mañana para recorrer 12 km hasta el ejido en donde trabaja junto a su madre hasta las 7 de la noche para después irse a la escuela. Saliendo de clases alcanza a sus hermanos en el mercado público 20 de noviembre, ahí venden papause, nanches, mango y rambutan; todo dependía de los frutos de temporada que había en su casa. Se acercaban a los turistas locales pero ellos sabían que quienes valoraban más sus productos eran los visitantes extranjeros y por eso procuraban estar atentos a ellos.

Cada mañana, incluso los domingos, era lo mismo. Pero los fines de semana después de vender podía irse a comprar un boli y sentarse en el árbol más grande y frondoso; ella sueña ahí con ser una médico reconocida y salvar miles de vidas, ella sueña con que ningún niño de su comunidad muera, pero le preocupan los quebrados, no entiende bien cómo se dividen y su maestra no es muy buena. A Ana le da la impresión de que la profesora tampoco los entiende bien.

Por la carretera que está cerca de su lugar favorito se dirigen camiones de pasajeros hacia el ejido donde trabaja, que está solo a unos metros, así de que decide ir a ver qué ocurre.

–De nuevos los pagos están retenidos, hemos enviado varias toneladas de café y siguen sin pagarnos– explica la madre de Ana a la niña –iremos a la Ciudad de México y exigiremos que nos paguen. Dicen que pueden horas o varios días pero, ¡Debemos luchar por nuestra tierra! Un día entenderás que es parte de nuestras raíces, esta tierra somos nosotros, es el pasado, el presente y el futuro.–

viajero

Foto: Plan B viajero

SAGARPA[1] son las siglas de la Secretaría de Agricultura Ganadería Desarrollo Rural Pesca y Alimentación. Dentro de la Ley Orgánica de la Administración Pública Federal  se establecen las siguientes funciones de las cuales destacan las siguientes:

Artículo 35.- A la Secretaría de Agricultura, Ganadería, Desarrollo Rural, Pesca y Alimentación corresponde el despacho de los siguientes asuntos:

I. Formular, conducir y evaluar la política general de desarrollo rural, a fin de elevar el nivel de vida de las familias que habitan en el campo, en coordinación con las dependencias competentes;

II. Promover el empleo en el medio rural, así como establecer programas y acciones que tiendan a fomentar la productividad y la rentabilidad de las actividades económicas rurales;

III. Integrar e impulsar proyectos de inversión que permitan canalizar, productivamente, recursos públicos y privados al gasto social en el sector rural; coordinar y ejecutar la política nacional para crear y apoyar empresas que asocien a grupos de productores rurales a través de las acciones de planeación, programación, concertación, coordinación; de aplicación, recuperación y revolvencia de recursos, para ser destinados a los mismos fines; así como de asistencia técnica y de otros medios que se requieran para ese propósito, con la intervención de las dependencias y entidades de la Administración Pública Federal correspondientes y de los gobiernos estatales y municipales, y con la participación de los sectores social y privado;

V. Procesar y difundir la información estadística y geográfica referente a la oferta y la demanda de productos relacionados con actividades del sector rural;

VI. Apoyar, en coordinación con la Secretaría de Educación Pública, las actividades de los centros de educación agrícola media superior y superior; y establecer y dirigir escuelas técnicas de agricultura, ganadería, apicultura, avicultura y silvicultura, en los lugares que proceda;

VII. Organizar y fomentar las investigaciones agrícolas, ganaderas, avícolas, apícolas y silvícolas, estableciendo institutos experimentales, laboratorios, estaciones de cría, semilleros y viveros, vinculándose a las instituciones de educación superior de las localidades que correspondan, en coordinación, en su caso, con la Secretaría de Medio Ambiente, Recursos Naturales y Pesca;

IX. Promover el desarrollo de la infraestructura industrial y comercial de la producción agropecuaria, en coordinación con la Secretaría de Economía;

XI. Elaborar, actualizar y difundir un banco de proyectos y oportunidades de inversión en el sector rural;

XIII. Fomentar y organizar la producción económica del artesanado, de las artes populares y de las industrias familiares del sector rural, con la participación que corresponda a otras dependencias o entidades;

XIV. Coordinar las acciones que el Ejecutivo Federal convenga con los gobiernos locales para el desarrollo rural de las diversas regiones del país;

XV. Proponer el establecimiento de políticas en materia de asuntos internacionales y comercio exterior agropecuarios;

XVI. Organizar y mantener al corriente los estudios económicos sobre la vida rural, con objeto de establecer los medios y procedimientos para mejorarla;

XVII. Organizar y patrocinar congresos, ferias, exposiciones y concursos agrícolas y pecuarios, así como de otras actividades que se desarrollen principalmente en el medio rural;

XVIII. Participar con la Secretaría de Hacienda y Crédito Público en la determinación de los criterios generales para el establecimiento de los estímulos fiscales y financieros necesarios para el fomento de la producción rural, así como evaluar sus resultados;

XXII. Los demás que expresamente le atribuyan las leyes y reglamentos; (…)[2]

Dicha secretaría cuenta para el desarrollo de sus funciones con los siguientes órganos administrativos desconcentrados: la Agencia de Servicios a la Comercialización y Desarrollo de Mercados Agropecuario (ASERCA); el Colegio Superior Agropecuario del Estado de Guerrero (CSAEGRO); la Comisión Nacional de Acuacultura y Pesca (CONAPESCA); el  Instituto Nacional de Pesca (INAPESCA); el Servicio de Información Agroalimentaria y Pesquera (SIAP); el Servicio Nacional de Inspección y Certificación de Semillas (SIS-MX), y el Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (SENASICA).

ASERCA implementa una serie de programas nacionales e internacionales que buscan impulsar y desarrollar los campos mexicanos y hacer crecer a los productores mexicanos. Dentro del programa de eventos que promueven el desarrollo, destacan los siguientes: Morelia en Boca, Festival Internacional de Gastronomía[3]; Expo Antad & Alimentaria[4]; Expo México Alimentaria[5]; Sabor es Polanco[6]; Misión Comercial/ Rueda de Negocios Agroalimentaria Querétaro[7]; entre otras. Además de ello se busca incentivar la estructura comercial apoyando a los productores con la creación de centros de acopio de granos, estos centros tienen como uno de los objetivos principales ayudar a los productores a colocar sus productos dentro de los mercados nacionales, lo que a mediano y largo plazo incentiva en muchas más sectores la economía nacional. Estos centros de recolección colocados en puntos estratégicos permiten que la distribución sea más fácil[8].

La madre de Ana junto con varios contingentes se instalaron a las afueras de la SAGARPA, un tanto ajenos a la realidad a la que casi todos los capitalinos están acostumbrados. Sillas, cobijas y anafres, lonas para la lluvia y tiendas de campaña para dormir, bocinas y algunos traen hasta sus productos para vender. Hay algo ahí que la mayoría de los que viven en la ciudad no comprende: no están ahí por gusto sino por amor a la tierra. Ellos aman de tal forma el campo y sus cultivos, que saben que sus raíces están ahí  y que el no dar su vida por ello de cualquier forma los condenaría más allá de la miseria, más allá de todo lo banal; la tierra es su alma y quizá por ello no la abandonan tan fácilmente, es su hogar y por ello uno los ve luchando hasta encontrar una solución. En 2 o 3 días se llegará a una negociación más adecuada, con los precios un poco más justos, la promesa de más incentivos, aunque siguen siendo insuficientes. La negociación les deja un sabor de boca agridulce, pero aquellos hombres y mujeres saben que al menos tendrán un poco de esperanza para sobrevivir las próximas semanas.

aserca

Manifestantes afuera del edificio de SAGARPA

Dentro de la institución se oyen las cantaletas de siempre: “solo vienen a quitar el tiempo, no nos dejan trabajar, son un foco de infección, deben tener piojos, son unos flojos, no entienden de política, no entienden la institución…”. La mayoría de los que se autodenominan servidores públicos no comprenden el alcance simple de la implicación de las palabras. Es probable que una persona que ha dedicado toda su vida al campo no entienda los procesos jurídicos, económicos y políticos con lujo de detalle, pero alcanza a comprender que su trabajo se valora, comprende que no puede arriesgarse porque necesita alimentar a sus hijos y que si el campo no se lo da, siempre está la mano podrida del narcotráfico que paga mejor, está el sueño americano que los seduce con esperanzas de una vida mejor para poder mandar unos dólares, es por eso que el servidor público promedio de hoy es incapaz de ver al otro y tener empatía, ellos no son capaces de verse reflejados en la mirada del agricultor, en los ojos de aquel que no está en las mismas condiciones que ellos, es decir, son incapaces de experimentar la otredad.

Días más tarde la noticia explotó en los medios de comunicación: la Auditoría Superior de la Federación revisó conforme a criterios cualitativos y cuantitativos diversos programas que se desarrollan en la SAGARPA. Los resultados se miden en el desvío de fondos millonarios asignados a la Secretaría y que tienen la función de devolver parte de la dignidad de los trabajadores del campo, un sector casi olvidado y del que muchos funcionarios han obtenido ventajas.[9]

milpa

Foto: Alvarado, Tlaneztli

Hommo homini lupus

El funcionario o servidor público común tropieza constantemente intentando dominar o  tener siempre una ventaja, económica y de poder. Para ellos la condición sofocante de muchos trabajadores del campo pasa a segundo plano y no es un secreto que para muchos directivos ellos sean invisibles porque la máxima retribución de ellos como servidores es el obtener beneficios a costa de contratos que tal y como es posible ver en los resultados de la auditoría son latentes y reales. Usamos la norma jurídica para justificar el hondo pozo llamado corrupción.

Numerosos cargos desde los que se podría hacer la diferencia son ocupados por personas cuyo mayor interés no es cambiar la realidad de Ana o los miles de hombres y mujeres que se dedican al campo, pues su necesidades inmediatas son el poder y el dinero.

La profundización de la crisis agrícola está retenida en los escritorios de algunos pocos servidores que buscan cambiar el país y la situación desde antes del 2000 es crítica, pues en el aspecto social la solución por parte de la sociedad agrícola es la migración a Estados Unidos y en pleno 2018 Donald Trump actual presidente, pretende expulsar a muchas de estas personas.

La inmensa ola que está por golpear la realidad del país lleva el nombre de varios servidores públicos que juntos sostienen el estandarte de la corrupción. Esta ola dejará sobre la arena los restos de un país que está sumido en la pobreza, la pobreza de los otros, aquellos que no vemos, que no escuchamos porque el yoísmo los ha hecho invisibles. Porque hay otro México, ese que es invisible a sus ojos, el que se está muriendo, el que está a la deriva.

Jalisco

Miranda, A., Jalisco

Es cierto que se cumplen con varias de las atribuciones conferidas en la Ley Orgánica de la Administración Pública, en los reglamentos internos, pero los eventos y exposiciones sobre las que la actual administración cree que mueve a México y el campo es lo mínimo que se puede hacer por generar un cambio real, pues el campo muere en manos de quienes gustosos  guardan dinero en sus bolsas.

En México olvidamos que la agricultura es el arte de cultivar la tierra y los servidores públicos que laboran en instituciones de asistencia social se olvidaron de ello pues el esquema sigue siendo el mismo que hace 50 años.  En nuestro país la mayoría de los agricultores no cuenta con tractores John Deere con GPS y sistemas de alta precisión, porque muchos aún tienen a sus bueyes, su yunta y su instinto para discernir si habrá mal tiempo para poder proteger sus cosechas. Nuestros agricultores no cuentan con softwares que les permita conocer las variaciones en el clima y por tanto en la tierra de siembra, pero solo con tocar el suelo y ver lo que han sembrado saben lo que hace falta.

En México tenemos gente corrupta en las instituciones que prefiere usar el poder y recursos disponibles para beneficio propio, tenemos eventos y exposiciones donde los más beneficiados son los organizadores y unos cuantos productores, en resumen, en México dominamos el arte de invisibilizar al otro, al necesitado, porque la mayoría tiene una moral simulada que se pierde en el tintero de la corrupción.

La madre de Ana volvió con sus hijos, un tanto desanimada, sintiéndose invisible pero con un libro de matemáticas donde explican bien las fracciones, libro que compró a las afueras del metro Zapata.

Aún tiene las esperanzas puestas en su tierra y en que sus hijos cambiarán la realidad del país; abandonar su Chiapas es lo último que hará y lo unico que tiene claro es que mientras no haya justicia para el pueblo, no habrá paz para el gobierno.

Mientras tanto Ana, que por fin logró entender los quebrados, ahora puede jugar y soñar que su hogar, su país, es un lugar diferente.

chiapas

Arau, Santiago / Reserva de la biosfera Montes Azules

[1] Es importante mencionar que SAGARPA cuenta con un presupuesto de $72,125.3 millones de pesos, el programa que ejercerá mayor presupuesto es Fomento a la Inversión y productividad con un porcentaje del 58.1, mientras que el que ocupa el segundo puesto es el Programa de Apoyo a la comercialización con un 13%. puede verse más en:

 https://www.eleconomista.com.mx/empresas/Aprueban-12.1-mas-recursos-para-Sagarpa-en-el-2018-20171112-0106.html
[2] Ley Orgánica de la Administración Pública Federal, consultada en: http://www.ordenjuridico.gob.mx/Documentos/Federal/pdf/wo13235.pdf (23-04-2018)
[3] Morelia en Boca, es un festival gastronómico que pretende vincular a consumidores y productores, se realiza también con la finalidad de que quienes visitan el evento conozcan la importancia de los mercados en México, sin embargo, aunque considero a dicho festival como algo importante, también creo que no es un esquema donde verdaderamente se represente a los pequeños productores y mucho menos veamos el rostro de los productores mexicanos. La parte más representativa, o que pudiera, desde mi perspectiva, ser la esencia de nuestros productores está en el sector denominado Mercados y Plazas, en el que se intenta resaltar la grandeza de muchas de nuestras tradiciones. Puede verse más en el siguiente link: http://festivalmoreliaenboca.com/wordpress/
[4] Por otra parte Expo ANTAD & Alimentaria, apoya a otros sectores que si bien es importante impulsar para el desarrollo económico del país y colocarlo como un potencial exportador de materia prima no solo para Estados Unidos, sino también para otros países, este no es un evento que este dirigido para pequeños productores o empresarios, ya que este programa busca otro tipo de enlaces con mayor capacidad, reitero que este tipo de exposiciones nos ayudan a comprender las necesidades de otros países y de esta manera poder desarrollar mejores esquemas de exportación. Véase más información en el enlace siguiente:

http://expoantad.net/expo2018/expo-antad-alimentaria-mexico-2018/
[5] México Alimentaria, Food Show, es desde mi perspectiva, uno de los eventos que puede servir como un colchón de apoyo directo para los productores mexicanos y en el que se pueden generar negocios y apoyos para el campo, ya que este evento permite que estos productores encuentren un mercado más amplio en un panorama nacional e internacional. La única crítica radica en que ASERCA necesita dar mayores oportunidades al verdadero rostro de los productores en las exposiciones y desarrollar de mejor manera las campañas de proximidad de los eventos con los trabajadores del campo. Puede conocer más de los resultados y del evento en el siguiente link:

https://mexicoalimentaria.mx/
[6] Sabor es Polanco, es un evento gastronómico en el que diversos restaurantes exponen diversos alimentos y bebidas. Es una exposición importante dado que nuevamente cierto perfil de productores puede vincularse a los restaurantes que están en el evento, sin embargo el requerimiento del perfil de productores del evento lleva a la conclusión de que tampoco es un evento de apoyo directo al perfil que más requiere ser incentivado. Puede analizarse más del tema en la siguiente liga: http://saborespolanco.mx/sabores2017/
[7] Es un evento que expone los productos agroalimentarios a través de encuentros de negocios en los que de acuerdos a datos de la ASERCA participan 40 compradores y 120 empresas de diversos estados de la republica Puede verse la información en el siguiente enlace: https://www.gob.mx/aserca/articulos/la-rueda-de-negocios-queretaro-2017?idiom=es  Es necesario analizar también el siguiente documento para comprender el perfil que se busca para ser participante en este evento: https://www.gob.mx/cms/uploads/attachment/file/246388/PROYECTO_DESCRIPTIVO_MISI_N_QRO..pdf
[8] Los eventos antes señalados son un margen adecuado para incentivar la economía a través de la búsqueda del posicionamiento de productos mexicanos, sin embargo, el perfil del productor que se busca atraer dista de lo común y tiende solo a favorecer a los perfiles con una mayor consolidación y fuerza, con lo que los productores que no poseen una solvencia económica, no se encuentran bajo los beneficios propios que ofrecen las exposiciones y aunque algunos eventos responden a una calendarización internacional, es necesario replantear los aspectos prioritarios.
[9] http://www.carlosloret.com/2018/04/137840/

Veracruz de Ignacio de la Llave, el reflejo de una administración pública fallida

Carlos Palomares Rivera

México es un referente a nivel internacional en el tema de turismo. La riqueza cultural, la belleza de sus playas, lo pintoresco de sus pueblos y la calidez de su gente genera que el turismo sea un motor importante para la economía mexicana. De acuerdo con datos proporcionados por el Instituto Nacional de Estadística y Geografía (INEGI), el turismo aportó un 8%[1] al Producto Interno Bruto del País (PIB) en 2016[2].  Sin embargo, buena parte de las medidas que ha tomado la Administración pública, desde la gestión del expresidente Felipe Calderón quien le dio gran impulso a este aspecto de la economía nacional hasta la actual administración[3] del presidente Enrique Peña Nieto[4], se han enfocado en el turismo internacional sobre el nacional. En mi artículo Vive México, ¿Y el turismo nacional?[5] hago referencia a esta circunstancia.

La administración del presidente Peña Nieto muestra un nuevo enfoque al lanzar la campaña de promoción turística Viajemos todos por México[6] en 2015 con la que busca una visión social a éste aspecto, sin embargo, se especializa en potenciar los sitios ya consolidados como destinos turísticos del país y ha perdido de vista aquellos que tienen las condiciones para convertirse en Pueblos Mágicos y ser sujetos de los beneficios del citado programa,[7] es el caso de los dos sitios que abordaré en este artículo.           

Caso La Antigua en el municipio de Ciudad Cardel, Veracruz

Para contextualizar, La Antigua es una localidad situada dentro de los límites del municipio de Ciudad Cardel en el centro del estado de Veracruz, es lugar de importantes edificios históricos que marcaron la forma de organización de la Nueva España y por ende las del México actual; se considera como la primera ciudad institucionalizada de la Nueva España denominada La Villa Rica de la Verdadera Cruz[8], en ella se erigió el primer edificio construido por españoles en tierras americanas La Casa de Cortés, se construyó la primera edificación católica en América[9], siendo esta la ermita del rosario bajo la orden de los franciscanos y a las orillas del río Jalcomulco se encuentra una ceiba que algunos historiadores marcan como el sitio en el que Hernán Cortés sujetó las embarcaciones en las llegó a tierras del “nuevo continente”.

Todo lo anterior bastaría para pensar que el sitio en cuestión es de una belleza digna y característica de un pueblo mágico al estilo mexicano, sin embargo la realidad sobre este sitio es francamente desoladora.

El problema inicia al momento de tratar de llegar al sitio: las indicaciones son confusas y a pesar de existir carretera de cuota que comunica el Puerto de Veracruz con La Antigua, su llegada se complica al ser difícil identificar la salida que se debe tomar para poder ingresar.

Cuando se está ya en el lugar, lejos de admirarse por su belleza arquitectónica o lo pintoresco del lugar, lo primero que llama la atención es la gran cantidad de basura a lo largo de sus calles, una plazuela descuidada y vialidades sin ningún tipo de recubrimiento. No hay conectividad entre los sitios de interés y las indicaciones para trasladarte de un lugar a otro es nula. En una segunda plazuela se levanta un poste en que se hace el tradicional rito de Los Voladores de Papantla,[10] <llamó poderosamente mi atención que al terminar el espectáculo que dan aquellos valientes hombres pasan con su sombrero y te piden 20 pesos por persona argumentando que no hay ningún tipo de apoyo gubernamental. Al querer corroborar esta circunstancia no encontré información respecto a los recursos públicos que se le destinan a la localidad de La Antigua>[11]

Al continuar el recorrido se atraviesa por un rudimentario mercado de artesanías en el que los comerciantes continúan mostrando una mala imagen del lugar, basura por todo pasaje, precios elevados y locales de comida cuya higiene es cuestionable. Al terminar el recorrido se llega a un puente colgante de gran longitud, sin embargo, al finalizar se llega a una calle descuidada y nuevamente sucia; se ofrecen servicios de recorridos en lanchas cuyo estado hace dudar sobre la seguridad a bordo de las mismas.

Aunado a lo anterior, no hay una oferta hotelera, los servicios de alimentos sencillos y con poca calidad e higiene y la accesibilidad es francamente pobre.

En general, la visita a La Antigua fue decepcionante para mi pues denota un lugar poco atendido por las instancias gubernamentales que procuren un digno desarrollo turístico.

Caso Tecolutla, Veracruz

 Este sitio se localiza al norte del estado, en la Costa esmeralda y debe su nombre al río que corre en una de sus orillas. Dentro de sus atractivos se encuentran los recorridos en pequeñas embarcaciones por ciertas zonas del caudaloso río, un faro que aún está en funciones y por supuesto, bañarse en las templadas aguas del Golfo mexicano. La oferta hotelera es amplia pues hay desde pequeñas posadas hasta hoteles de cuatro estrellas.[12]

En contraposición a lo anterior, la oferta gastronómica es simple pues va de pequeños puestos ambulantes con comida típica de la región a establecimientos sencillos que ofrecen alimentos del mar. Las circunstancias negativas continúan cuando se recorren sus calles que están llenas de basura, vialidades sin recubrimiento de ningún tipo y un desorden por parte de los agentes de tránsito.

Si se viaja en automóvil las indicaciones son claras y se encuentra bien comunicado con grandes ciudades como Puebla, Veracruz, Ciudad de México, etcétera; si se desea llegar en autobús es destacable que solo una línea de transporte de pasajeros ofrece este servicio, siendo este el más básico de su oferta, con autobuses descuidados y poca conectividad con grandes ciudades.

Al inicio de este caso en particular señalaba que, dentro de los atractivos turísticos que se ofrece, se encontraba el recorrido en pequeñas embarcaciones por el río, pues bien, los encargados de dicho servicio manifiestan que la reforestación de la flora y la conservación de la fauna que ahí habita está a cargo de particulares quienes sostienen estos aspectos, ello habla de una falta de coordinación entre los 3 niveles del gobierno para atender dichas circunstancias.

Al buscar información pública que corrobore lo proporcionado por los habitantes de Tecolutla obtuve una página de internet fuera de servicio,[13] sin embargo, la Secretaría de Finanzas y Planeación del estado de Veracruz, en su Sistema de Información Municipal, detalla un Cuadernillo Municipal[14] en el que muestra estadísticas respecto a los servicios municipales con los que cuenta Tecolutla, que en materia de turismo destacan muy pocos, lo que da cuenta del poco interés por las autoridades municipales y estatales para mejorar los servicios en esta materia.

La lista de localidades en nuestro país cuya belleza sea digna de consolidarse como pueblo mágico es extensa, sin embargo, han destacado La Antigua y Tecolutla en la lista, ambas bajo la responsabilidad del gobierno del estado de Veracruz lo que da una muestra de lo poco atendidos que están los servicios públicos en dicha entidad.

Al revisar las estadísticas oficiales en la satisfacción de servicios públicos se podrá observar la difícil situación en la que se encuentra Veracruz de Ignacio de la Llave, y someramente expongo la situación de 2 de ellos:

  1. Seguridad pública: De acuerdo con la Encuesta Nacional de Victimización y Percepción sobre Seguridad Pública 2017 (ENVIPE),[15] en 2016 fueron víctimas de la delincuencia en el estado de 33,891 habitantes del estado de Veracruz, de los cuales 17,262 fueron hombres y 16,629 mujeres

La siguiente gráfica extraída de dicha encuesta da un panorama de los delitos de mayor incidencia en el estado y su proporción en relación a la cifra dada.

Cabe señalar que la gráfica anterior no aporta dato alguno sobre el homicidio, mismo que debe tomarse en cuenta dentro de la misma por ser un delito de alto impacto en nuestro país, en este sentido, un estudio realizado por Animal Político[16] muestra que en el estado se registraron 132 homicidios dolosos durante el mes de julio de 2016.[17]

  1. b) Salud: Muchos han sido los comentarios negativos en relación con el acceso a servicios de salud para los habitantes del estado, es por ello que plasmo en el presente artículo la actual situación de los mismos.

Según datos de la Encuesta Nacional de Salud y Nutrición 2012,[18] el mayor porcentaje de servicios de salud son cubiertos por el Seguro Popular pues representa el 46.2%, seguido del Instituto Mexicano del Seguro Social con un 23.8%. Destaca de la estadística que un 23.3% de la población no cuenta con una protección en materia de salud.

El gasto promedio que realizan las familias veracruzanas a la salud es de un 57% de sus ingresos mensuales, por lo que la circunstancia de la falta de cobertura para un 23.3% de personas es preocupante ya que más de la mitad del ingreso mensual se destina a cubrir lo más preciado que es la salud, sin embargo, por una mala administración pública se descuidan aspectos como la educación o la recreación que son fundamentales para un desarrollo humano digno.

A manera de conclusión

 La función de una administración pública es satisfacer las necesidades colectivas en una sociedad determinada. En México es cuestionable la labor realizada por la misma ya que existen casos como el de Veracruz, en el que las diferentes personas al frente de la misma dedican sus esfuerzos a satisfacer las necesidades de grupos más pequeños, ponderando las necesidades personales sobre las sociales invirtiendo los recursos humanos y financieros públicos en temas diversos a los establecidos por la Agenda Pública.

 Descuidar aspectos tan fundamentales para la estabilidad de un estado de derecho como la seguridad pública o el acceso a servicios de salud solo muestran el déficit en la capacidad de respuesta que tuvieron, y tienen, las personas al frente de la administración pública. El caso de Veracruz es solo un reflejo de la actual situación de desigualdad social que existe en nuestro país.

Ahora bien, son pocos los lugares que aún pueden ser disfrutados por el turismo nacional sin que existan restricciones al mismo. Por citar un ejemplo, las zonas donde las playas no estén reservadas a las grandes cadenas hoteleras que, en su mayoría son de capital extranjero o espacios arqueológicos que no tengan un elevado costo para sus visitantes, sin embargo los pocos que quedan están en un descuido marcado por parte de la administración pública, lo que da la impresión que la misma no busca potencializar aquellos lugares que no son destinos turísticos ya consolidados del país.

El acceso a los grandes complejos turísticos se encuentran limitados a quienes puedan pagar el costo por usar los servicios que ahí se ofrecen y, si bien es cierto, el turismo es una importante fuente de trabajo para los mexicanos, también lo es que un sector importante del turismo nacional se encuentra en franco abandono.

La administración pública en todos los órdenes de gobierno, debe buscar un equilibrio entre la atención al turismo nacional y al extranjero. La actual administración pública federal buscó atender un sector del turismo nacional al lanzar su campaña de promoción turística Viajemos todos por México en 2015, sin embargo, su corte social lo limita a una política asistencialista que no fomenta el turismo nacional. La coordinación entre el gobierno municipal, estatal y federal debería resultar en un apoyo a las localidades para generar flujo de caja en las zonas potenciales y así mejorar las condiciones de vida de los habitantes de las mismas.

Una administración pública que no es capaz de satisfacer las necesidades colectivas es una administración pública fallida.

A manera de consigna

Es sumamente triste darse cuenta que los encargados de satisfacer las necesidades de su población inviertan los recursos públicos en aspectos diversos para los que fueron recaudados, el caso de La Antigua en el estado de Veracruz muestra claramente los resultados de una administración pública fallida, carente, pobre e insultante para los mexicanos. La responsabilidad de la preservación de sitios tan emblemáticos como los edificios y objetos que ahí se ubican es responsabilidad de los 3 órdenes de gobierno.

Desde este foro exhorto al Instituto Nacional de Antropología e Historia, a la Secretaría de Cultura, que son órganos dependientes de la administración Pública Federal, a la Secretaria de Turismo y Cultura, dependiente del gobierno del estado de Veracruz y al gobierno municipal de Ciudad Cardel a prestar atención al franco deterioro de los edificios y sitios históricos que se ubican en La Antigua. Es inadmisible el estado actual de los mismos. Como mexicanos, ¡exijamos un buen gobierno! en el que los recursos públicos sean utilizados para satisfacer las necesidades sociales.

[1] Dato consultado en: http://www.inegi.org.mx/est/contenidos/proyectos/cn/tur/default.aspx

[2] Cabe señalar que la información pública en relación con las estadísticas que actualice el año 2017 no se encuentra publicada en la plataforma digital.

[3] Febrero de 2018

[4] Toda vez que la administración príista continuo con el mismo programa, aspecto que se debe destacar pues dicho programa público trascendió el sexenio en el que surgió.

[5] https://anagenesisjuridicorevista.wordpress.com/2015/07/15/vive-mexico-y-el-turismo-nacional/

[6] En mi artículo Viajemos todos por México, un nuevo enfoque al turismo nacional abundo  en el tema, puede consultarse en: https://anagenesisjuridicorevista.wordpress.com/2017/06/13/viajemos-todos-por-mexico-un-nuevo-enfoque-del-turismo-nacional/

[7] Abordo con mas detalle el tema de los pueblos mágicos en mi articulo Viaja, conoce y descubre México que puede consultarse en: https://anagenesisjuridicorevista.wordpress.com/2016/06/15/viaja-conoce-y-descubre-mexico/

[8] La antigua, debe su nombre a que se trasladó la Villa Rica de la Verdadera Cruz a lo que actualmente ocupa el Puerto de Veracruz, deviene de la diferenciación entre la vieja ciudad y la actual.  

[9] Con independencia del credo que se profese, considero que resulta de relevancia histórica dicho edificio.

[10] Puede consultarse más sobre este rito en la siguiente pagina: https://www.mexicodesconocido.com.mx/los-voladores-de-papantla.html

[11] En una situación similar se encuentra la localidad de Bernal cuya cabecera municipal es Ezequiel Montes, en el estado de Querétaro. Es decir, es un Pueblo Mágico que no constituye en sí un municipio, sin embargo el apoyo que se le brinda por parte de su cabecera municipal es significativo. Aclaro que no estoy a favor ni en contra del partido político que gobierna pues el el esplendor de Bernal no es consecuencia de una sola administración, sino el resultado de la suma de esfuerzos de años atrás. Puede consultarse mas información oficial en: http://www.ezequielmontes.gob.mx/

[12] En el siguiente documento se pueden observar los criterios gubernamentales en México para la clasificación por estrellas de servicios hoteleros https://www.gob.mx/cms/uploads/attachment/file/135623/LINEAMIENTOS-SCH-_DOF.pdf

[13] Paginal gubernamental de Tecolutla, Veracruz sin funcionamiento 11 de febrero de 2018 http://www.tecolutla.gob.mx/

[14] Dicho documento puede consultarse en la siguiente liga: http://www.veracruz.gob.mx/wp-content/uploads/sites/2/2015/05/Tecolutla.pdf cabe destacar que es un documento que refleja datos de 2015.

[15] Puede consultarse en:

http://www.beta.inegi.org.mx/contenidos/proyectos/enchogares/regulares/envipe/2017/doc/envipe2017_ver.pdf

[16] Puede verse el estudio completo en: https://www.animalpolitico.com/2016/08/los-homicidios-en-veracruz-alcanzan-un-nivel-historico/

[17] Que de acuerdo con lo señalado en el citado estudio, ha sido el mes más violento del que se tenga registro.

[18] Puede consultarse la encuesta en: http://ensanut.insp.mx/informes/Veracruz-OCT.pdf

Género e Ingeniería

Por Marisol Maldonado Olmos[1]

Si bien es cierto que estudiar ingeniería no es un camino fácil y que requiere de mucho esfuerzo, capacidad y constancia, esto se complica para las mujeres por el impacto de los usos y costumbres del sistema social mexicano existente en cuanto a roles de género desempeñado en nuestra sociedad. Caso contrario a este pensamiento y sin duda, no hay carreras, profesiones o trabajos que sean exclusivos para algún género, pero culturalmente existe cierto rechazo entre ambos sexos en diversas áreas del conocimiento. Y mi trayecto como estudiante de ingeniería no fue la excepción a la regla.

 Yo descubrí mi pasión por la ingeniería a través de la universalidad de los números. De pequeña no me gustaban los idiomas y no comprendía el porqué de la existencia de muchos idiomas, pues siempre argumentaba de la siguiente manera: “mira, los números son iguales en todo el mundo, nunca cambian y son para siempre”.  Invariablemente mi aseveración de pequeña es cierta; los números, las matemáticas y las ciencias exactas siguen un muro lógico donde no cabe la posibilidad de la existencia de dos respuestas a un problema matemático, solo hay una respuesta correcta. La mecatrónica vino de la mano del rigor de las matemáticas y mi interés por Harry Potter. Mi afición por las películas de Harry Potter me llevó a la animatrónica, puesto que mi sueño fue ser quien diseñara, construyera e hiciera funcionar a los seres fantásticos e imaginarios de la saga. Es así que comenzó mi pasión por la ingeniería.

La perspectiva de género en la facultad de ingeniería

 La realidad es que soy mujer, ingeniera y estadísticamente represento a una minoría, pues sólo el 23% de la población escolar de ingeniería generación 2014 de la UNAM somos mujeres[2]. Y es una cifra que nos atañe, pues los mayores avances en la sociedad se generan a través de los ingenieros con el desarrollo de la tecnología, y estamos en un mundo conformado por un 50 % de mujeres[3], por lo cual resulta necesario una visión femenina dentro del mundo de la ingeniería; el potencial estratégico, la visión y percepción sobre las cosas al ser diferente se vuelve enriquecedora nuestra disciplina. Desde un punto de vista corporativo a la mayoría de las empresas no les interesa perder talento independientemente de si éste viene de algún género en específico, pero entonces ¿por qué razón las mujeres no representan estadísticamente un valor representativo?

En la primera clase de toda la carrera mi profesor nos dijo “y las chicas, ¿por qué ingeniería? No me malinterpreten, no quiero juzgarlas, pero realmente no saben lo que les espera allá fuera, pues llevarán el café en donde quiera que trabajen”. Lo primero que experimenté ante esas afirmaciones fue enojo, impotencia y decepción, seguido de dudas.

Ser ingeniero o ingeniera significa ser una persona creativa, capaz de diseñar procesos, objetos, etc.,  que ayudan a mejorar la calidad de vida, pues la ingeniería es el conjunto de habilidades necesarias para construir cualquier cosa que se pueda cruzar por nuestra cabeza, junta lo preciso de las matemáticas con lo excéntrico del ingenio[4]. Dentro de esta definición no existe una premisa masculina. La ingeniería es para la gente, se diseñan cosas para la humanidad.

A lo largo de mi carrera me he percatado que la mayoría de las mujeres tenemos desventaja en cuanto habilidades propias de la ingeniería, desventajas que se nos presentaron a edad temprana, tales como capacidad espacial, que es una de las habilidades más importantes dentro de la ingeniería, pues tiene repercusiones en casi todos los campos científicos y técnicos. La Universidad de Colorado afirma que los niños que interactúan con juguetes enfocados en habilidades espaciales, como rotar objetos, conectar formas mentalmente, crear patrones, etc., desarrollan habilidades de comprensión espacial y múltiples destrezas importantes en campos como ciencia, tecnología, ingeniería y matemáticas[5]. Y adivinen para qué género ha sido diseñados y comercializados estos juguetes de construcción, pues sí, siempre se pensó que esos juguetes eran para niños. Entonces, ¿Quién despierta el interés por las matemáticas y la ciencia en las mujeres?

Mis dudas comenzaron a desarrollarse alrededor del miedo generado por premisas machistas de mis docentes como miedo a reprobar materias, a no ser lo suficientemente capaz en todos los aspectos, a no dar el ancho, entre otras. Muchas mujeres estudiantes de ingeniería probablemente han pasado por la misma situación que yo al escuchar frases como la de aquel profesor que intentaba minimizar a la mujer y es probable que la gran mayoría tuviera la misma sensación de desasosiego al sentir que no encajaban.

Durante el tercer semestre, me apoye de un psicólogo y en una de mis terapias quise comentarle mi sentir acerca de esta inseguridad y después de esa sesión reafirmé mi deseo de ser ingeniera. Estaba estudiando algo que me apasiona, que era mi sueño y sin embargo en ocasiones me sentía ajena a la ingeniería por no seguir lo que la sociedad exigía de mí. Pero ese día fue cuando decidí salirme definitivamente del molde y me volví una persona completamente diferente a lo que la sociedad esperaba de mí, fue el momento en que volví a apostar por mí, en no demeritar mis sueños por ser juzgada o marginada y enfocar toda mi energía en dar lo mejor, me comprometí a demostrarme a mí misma y a la sociedad que yo podía ser lo que yo decidiera, decidida a romper todas las barreras inconscientes y suplirlas con talento haciéndome visible.

Pronto noté que no era la única mujer que estaba pasando por esto. Mi familia paterna es de una zona rural de Veracruz, donde la educación llega a través de modelos educamedia como lo son la telesecundaria y telebachillerato, formatos creados con el objetivo de disminuir el analfabetismo desde la década de los sesenta en lugares de difícil acceso. Fue justo en ese tiempo cuando visité a mi familia y mis sobrinas, se acercaron a mí para pedirme ayuda con unos problemas matemáticos de nivel bachillerato porque temían el perder el año y con gran placer las ayudé. Me emocionó ver que me entendían y ellas se sentían capaces de resolver problemas complejos. En ese momento no había mayor remuneración y satisfacción para mí que saber que se sentían más seguras de sí mismas y mucho más capaces que antes.  Mis primas me pidieron seguir en contacto para futuras consultas y se me ocurrió decirles que juntaran sus dudas, me las hicieran llegar y cuando fuera necesario se acercaran al café Internet del pueblo para hacerles llegar una resolución a sus dudas. Y fue ahí donde empezó a germinar la idea de Pasos por ingeniería[6], un canal de vídeos en Internet en la plataforma digital Youtube.

Al sentir la satisfacción de ayudar a otras mujeres en un área en la que culturalmente no se sienten identificadas, me motivó mi deseo de querer ayudar a más personas y a convertir lo ajeno en algo práctico y fácil. Porque a través del estudio de mi carrera me di cuenta de que no necesitas ser un genio para estudiar ingeniería, solo necesitas ser persistente, tenaz y trabajador. Surgió en mí una nueva pasión y necesidad, el enseñar, educar y transmitir mi conocimiento y fue a finales del quinto semestre de mi carrera que me sentí lo suficientemente capaz y preparada para compartir con más personas mi conocimiento, ayudarlos a cumplir sus metas académicas y profesionales. Así fue como subí el primer vídeo al canal.

Al mes descubrí que no solo mis primas y familiares veían mis videos. En los analíticos observe que existían porcentajes notables de espectadores de muchos estados de México y de diferentes países de Latinoamérica y Europa.  Me percate que había mucha más gente enseñando matemáticas, ingeniería y ciencias a través de esa plataforma, conocí a algunos de ellos e investigue más, y nuevamente me di cuenta de que representó a  la minoría de mi  género, pero con la particularidad de que el porcentaje me impactó, ya que soy la única mujer haciendo esto en México.  Una de las respuestas a esta situación es el rol que se le asigna a cada género, como ya mencione, las mujeres no juegan con instrumentos que pudieran parecer herramientas, esas son cosas para niños; en nuestra cultura a una niña se le dan muñecos, trastes, se nos dice que somos demasiado emocionales, delicadas, que las mujeres desde niñas pertenecemos al hogar y a lo privado. Las niñas no nos ensuciamos y mucho menos se les imagina en sectores industriales, es difícil imaginar a una ingeniera petrolera en plataforma, es complejo imaginar que una mujer enseñe matemáticas, eso asusta y derribar todos los estereotipos es complicado, pero no imposible.

Ha poco más de dos años de la creación del canal me siento muy feliz de ver el crecimiento de este proyecto, pues al día de hoy mi canal cuenta con 2,400,000 reproducciones. Esta cifra nos deja ver que al menos he ayudado a entender, repasar y/o comprender un tema de matemáticas e ingeniería a 100,000 personas al mes por dos años, y me siento muy feliz de leer los comentarios provenientes de todas partes del mundo agradecidos por el apoyo que les brindó a través de mis vídeos.

Toda esta satisfacción es el resultado de mi empoderamiento como mujer, por sentirme capaz de dominar temas complejos, por creer en mis capacidades, por trabajar muy duro y estar dispuesta a sacrificar muchas cosas. Así pues, he logrado mantener un canal de vídeos a la par de completar con éxito mi plan curricular de ingeniería y estar próxima a recibirme como ingeniera. Logré encontrar el balance para continuar mis sueños y este trabajo no termina con estas satisfacciones, tan solo empieza aquí.

Creo fielmente que las mujeres más fuertes son a las que ves ayudándose entre sí, impulsándose. Por eso yo le pido a todos los lectores que sean valientes porque no siempre nacemos con el carácter, decisión y seguridad de decir ¡Yo puedo!, porque cargamos con una gran estructura social y vivimos en un país tradicionalista que nos obstaculiza el creer, confiar en nosotros y en pensar que podemos ser lo que queramos. Pero si son valientes, tenaces y trabajadores, verán que encajarán en cualquier lado y su vida será un éxito profesionalmente, personalmente y espiritualmente.

[1] Egresada de la carrera de ingeniería mecatrónica, en la Universidad Nacional Autónoma de México. Autora del canal de enseñanza en YouTube “Pasos por Ingeniería”

[2] Series estadísticas por entidad académica UNAM, DGPL. Disponible en: http://www.estadistica.unam.mx/reportesinstitucionales/reporte_pobxcarrera.php?cve_dep=005

[3] Banco mundial de datos, población, mujeres. Disponibles en: https://datos.bancomundial.org/indicador/SP.POP.TOTL.FE.ZS?view=chart

[4] Perfil de egreso del estudiante  de ingeniería mecatrónica: http://www.ingenieria.unam.mx/programas_academicos/licenciatura/mecatronica.php

[5]Juegos de construcción como LEGO preparan futuros ingenieros, El universal. Disponible en: http://www.eluniversal.com.mx/ciencia-y-salud/ciencia/juegos-de-construccion-como-lego-preparan-futuros-ingenieros

[6] Consulta el canal en:  https://www.youtube.com/c/pasosporingenieria

ANAGÉNESIS Y LOS NUEVOS PILARES EN LA COMPRENSIÓN DE LOS PRINCIPALES PROBLEMAS PÚBLICOS, CASO DE LA EDUCACIÓN

Por: Rubén Méndez[1]

“No podemos quedarnos con lo que llevamos aprendido, en esta vida todo es aprendizaje, hasta la muerte lo es, de hecho, ese es el último aprendizaje del ser material

 

La sociedad, así como los diferentes campos del conocimiento se complejizan cada vez más como resultado del desarrollo, el progreso y el crecimiento humano. Diversas y nuevas problemáticas surgen día con día, los fenómenos sociales presentan cambios cada vez más radicales en su estructura y el análisis reflexivo a dichos problemas se vuelven más amplios.

Los elementos que mueven a los diferentes sistemas sociales se dinamizan más en la interacción de nuevas naturalezas emergentes. Cabe destacar que además del surgimiento de nuevas tendencias ideológicas o fenómenos sociales, están aquellos que se han manifestado y han sido objeto de estudio desde hace décadas, solo que con el paso y el crecimiento de la sociedad, estos evolucionan y se reconstruyen. Uno de estos elementos es el fenómeno educativo.

El abordaje de los temas educativos para su análisis profundo es de suma importancia en nuestra realidad social, es por ende que Anagénesis Jurídico Revista  lo plantea como:

[uno de sus] nuevos pilares en la comprensión de los principales problemas públicos así como en la búsqueda de soluciones a los conflictos que hoy tienen en crisis al sistema. (Anagénesis, 2017)

En este artículo no presentaré algunos de los muchos problemas educativos que enfrentan el país, sino una reflexión de la nueva naturaleza que se ha encaminado el proyecto de Anagénesis, lo anterior, a través desde mi perspectiva como nuevo colaborador externo.

El Anagénesis de la revista Anagénesis Jurídico

Anagénesis da comienzo con su primera publicación en el año 2015 con el artículo titulado Vive México, ¿Y el turismo nacional? bajo la autoría de Carlos Palomares[2]claro que para llegar al primer escrito el proyecto se enfrentó a una serie de planificaciones, compendio de ideas y elaboración de diversos esquemas que permitieron llevar a cabo esta revista.

La historia de Anagénesis comienza con la inquietud de su fundadora-directora Jacqueline Miranda de los Santos, quien después de vivificar ciertas experiencias personales y profesionales, nace en ella la iniciativa de poder expresar sus ideales. Ante esta inquietud, y tras meses de reflexión, paulatinamente se consolidó el proyecto con el apoyo de amistades y compañeros.

En aquel momento, quienes integraban el equipo fundador, se habían planteado el reto de crear un proyecto para el abordaje de temas del Derecho Administrativo, pero tras diversos diálogos reflexionaron que la sociedad dinamizada en los espacios de análisis trastocaba elementos más allá de una disciplina, dándole cabida a naturalezas conceptuales de diversos temas de índole social.

Nosotros somos una revista, creada por jóvenes universitarios. Egresados, alumnos y profesores de la UNAM, UAM y otras Universidades hemos puesto nuestro mayor esfuerzo en este proyecto, pues creemos que el hombre debe permanecer en constante movimiento; el ser humano que permanece estático está condenado al olvido, a repetir sus errores. Bajo esta tesitura, abordamos y aportamos nuestra opinión en diferentes temas, buscando siempre la objetividad, sin embargo, somos conscientes que siempre hay diferentes formas de entender la realidad social. Deseamos que este proyecto crezca y se convierta en un parámetro de opinión para la sociedad mexicana. (Anagénesis, 2015)

Lo anterior fueron las palabras con las que se presentaron ante el público lector de la revista. Me permito resaltar la figura de los jóvenes universitarios, aquellos jóvenes que están en formación. Esto es algo característico de la revista: la esencia joven y dinámica.

En tan solo unas líneas ponían ante la pantalla del lector, un proyecto básicamente fundado en un imaginario de análisis social[3] Un análisis que implicaría elementos críticos, inmiscuidos en la lectura de la realidad y los campos profesionales multidisciplinarios, bajo esquemas de su propia experiencia de vida, así como aspectos de aportaciones desde la diversidad de observación a los componentes sistémicos de la sociedad, tales como: la cultura, la justicia, la política, la economía, la administración pública entre otros.  

Anagénesis (ana= hacia arriba; génesis= origen) es un término usado con frecuencia para referirse a la representación de una evolución progresiva de los caracteres que aparecen o se modifican en las especies, -bajo un análisis propio-, el proceso de Anagénesis permite comprender el trayecto de evolución de los seres.

Ahora bien, en una reflexión de corte filosófico-ontológico considero que el Anagénesis es planteado como la figura dinámica del ser, es decir, cómo se ha construido, destruido, reconstruido y deconstruido en su pensamiento, ideología, actuar y cosmovisión de la sociedad y la realidad en la que se manifiesta como ente. Un ente que desarrolla sistemas de expresiones, de ideales, pensamientos, actitudes y conductas que se envuelven en paradigmas para abrirse campo en un medio de ideas abstractas, bajo los medios del pensamiento crítico, rompiendo los esquemas poco entendibles o ininteligibles y recreando sistemas de comprensión objetiva. 

Dando sustento a lo antes planteado,  Hugo Zemelman en su libro Pensar y poder, considera que “el movimiento del sujeto reviste importancia ya que es este el que permite plantear el distanciamiento respecto de lo dado, en la medida en que se plantea el ajuste o desajuste entre las dinámicas de la subjetividad y sus circunstancias” (Zemelman, 2012: 18), de ahí nace la importancia de la educación como aquella que permita al sujeto darle las herramientas para desarrollar su Anagénesis.

Educación, un proceso de Anagénesis del sujeto.

Es necesario que experimentemos vivencias radicales que nos hagan repensar nuestros sistemas de construcción. Y poder reflexionar sobre los elementos que necesitan cambiarse, renovarse o repararse. Algunos de estos elementos son tan difíciles de reestructurar debido a que un ligero cambio involucra a todo proceso y es necesario hacer ajustes de manera íntegra;   El batir de las alas de una mariposa puede provocar un huracán en otra parte del mundo,[4]  pero es en el caos donde se presenta la oportunidad de recreación.

Es imperante que nunca dejemos la deconstrucción de nuestras ingenierías y reconstruirnos junto a las personas que nos rodean. Somos alumnos de la vida, en todas las cosas y con todas las personas aprenderemos algo. No podemos quedarnos con lo que llevamos aprendido, en esta vida todo es aprendizaje, hasta la muerte lo es, de hecho, ese es el último aprendizaje del ser material.

El proyecto de Anagénesis ciñe el campo de lo educativo en sus escritos. Se debe aclarar que un tema de análisis tan importante como lo es la educación no se había desdeñado, sino lo contrario, existe dentro del gran bagaje de artículos dentro de la plataforma digital de la revista; una serie de escritos referentes a la educación, como aquellos que mostraron una reflexión crítica a la Reforma Educativa en México aprobada en 2012 o a la administración de la Universidad Nacional Autónoma de México.

La educación es la única forma de cambiar las condiciones actuales, porque […] es la única herramienta real y verdadera para la transformación, para ser libres, para crecer.
[…] la educación es lo único que nos permitirá trascender.

Jacqueline Miranda / fundadora de Anagénesis

La especificación de la educación dentro de la revista responde a nuevas concepciones que buscan que el campo educativo tenga un espacio delimitado para el  análisis pertinente.

A manera de conclusión

La educación en México tiene muchas situaciones que atender, problemáticas que impiden el desarrollo integral del país y estoy seguro que la creación de la nueva categoría de abordaje para la revista Anagénesis posibilitará el análisis, el dialogo y diversos aspectos constitutivos con el objetivo de desarrollar ejes de intervención.   

Queda sedimentada como uno de los nuevos pilares en la comprensión de los principales problemas públicos, un campo de estudio disciplinario que permitirá vislumbrar cómo el sujeto se va transformando, cómo se construye, destruye, reconstruye y deconstruye, lo denominado el Anagénesis del ser. “Es nuestro desafío aprender que debemos cambiar cuando las circunstancias así lo obligan, pero aprender de la experiencia vivida para darle su significado de vida renovada en conjunto con otros” (Zemelman, 2012:13).

He tenido la oportunidad de convivir con las personas que integran al equipo de Anagenesis, veo un gran profesionalismo y entrega, la revista ha sido un espacio que más allá de la producción intelectual, es una pasión por compartir su opinión bajo el ideal del libre pensamiento, estoy seguro que nuevos proyectos, experiencias e ideales logrados se vienen para el próximo año dentro de la revista Anagénesis Jurídico.

Para terminar quisiera compartir mis tres artículos de la revista favoritos:

Cuentos de navidad

https://anagenesisjuridicorevista.wordpress.com/2015/12/24/cuentos-de-navidad/

Viajemos todos por México, un nuevo enfoque del turismo nacional

https://anagenesisjuridicorevista.wordpress.com/2017/06/13/viajemos-todos-por-mexico-un-nuevo-enfoque-del-turismo-nacional/

El juego de ruleta de Enrique Peña Nieto (una desgastada Administración Pública)

https://anagenesisjuridicorevista.wordpress.com/2017/02/13/el-juego-de-ruleta-de-enrique-pena-nieto-una-desgastada-administracion-publica/

 

_________

[1] Con formación en Ciencias de la Educación, presidente de la naciente “Red Mexicana de Jóvenes por la Investigación”, colaborador externo a cargo de la nueva categoría de Educación en Anagénesis.

[2] Cofundador y articulista de la revista Anagénesis Jurídico.

[3] Basándome en el término de Imaginario social de Cornelius Castoriadis (1994).

“En el ser, en lo que es, surgen otras formas, se establecen nuevas determinaciones. Lo que en cada momento es, no está plenamente determinado, es decir no lo está hasta el punto de excluir el surgimiento de otras determinaciones.” (pag. 200)

[4] En referencia al efecto mariposa dentro de las teorías de la complejidad.

Referencias citadas

Anagénesis Jurídico Revista. (2017), Qué es Anagénesis Jurídico. Disponible en: https://anagenesisjuridicorevista.wordpress.com/ Consultado el 13 de diciembre de 2017.

Anagénesis Jurídico Revista. (2015, agosto 14). Post de Facebook. Disponible en: https://www.facebook.com/anagenesisjuridicorevista/posts/383927758483450 Consultado el 13 de diciembre de 2017.

CASTORIADIS, Cornelius. (1994), Los dominios del hombre, Barcelona, Gedisa.

ZEMELMAN, Hugo. (2012), Pensar y poder: (razonar y gramática del pensamiento histórico). México, Siglo XXI Editores / Universidad de Ciencias y Artes de Chiapas.

Las desigualdades y brechas de género al interior de las organizaciones de derechos humanos

Por Liliana Trejo[1]

trejo.lilith@gmail.com

Resumen

Este artículo expone una denuncia colectiva por acoso sexual realizada por un grupo de mujeres profesionales contra el personal de una organización social de derechos humanos en la que laboran, en El Salvador. El propósito de esta descripción es evidenciar la violencia y discriminación por razón de sexo que se comete contra las mujeres en estos espacios y generar reflexiones sobre el manejo que hacen las instituciones de esta índole en situaciones de acoso sexual a manera de identificar las dinámicas que ensanchan las brechas de equidad y las condiciones de desigualdad en el mundo laboral de las mujeres.

El acoso sexual. Recorrido al marco legal y a la perspectiva crítica feminista

Las convenciones y tratados internacionales sobre los derechos humanos de las mujeres[2], desplegaron dispositivos legales y políticos que posibilitaron la implementación y modificación de marcos legales para la prevención y erradicación de la violencia hacia las mujeres en todos los Estados miembros de la Organización de Naciones Unidas (ONU). En el caso específico de El Salvador en materia de los derechos de las mujeres, es importante resaltar que, si bien la normativa internacional impulsó al Estado a acoplar su agenda pública a la transversalidad del enfoque de género, la contribución del movimiento feminista salvadoreño, desde su surgimiento en las postrimerías del conflicto armado salvadoreño (1992), fue clave para la creación de un marco jurídico que posiciona y ampara a las mujeres como sujetos políticos de derechos. De esta forma, en el 2011 en medio de un contexto político favorable en el que por primera vez la izquierda partidaria triunfa en las elecciones presidenciales (2009-2014), entra en vigencia la  Ley Especial Integral para la una Vida Libre de Violencia para las Mujeres (LEIV) y la Ley de Igualdad, Equidad y Erradicación contra las Mujeres (LEI). De estas leyes se desprende un marco conceptual y legal que nombra los tipos de violencia hacia las mujeres y establece las directrices y funciones de las instancias gubernamentales para la prevención y actuación de los mismos.

En lo que respecta al acoso sexual, el Código Penal lo define como: “una conducta social indeseada por quien la recibe, que implica frases, tocamientos, señas u otra conducta inequívoca de naturaleza o contenido sexual y que no constituya por sí sola un delito más grave, será sancionado con prisión de tres a cinco años” (Ley 1030, 2010, art. 165). Asimismo, la legislación internacional a través de la Organización Internacional del Trabajo (OIT) se refiere al acoso sexual como una expresión de violencia y lo clasifica de dos maneras: “«acoso sexual quid pro quo» o «acoso sexual en un entorno de trabajo hostil». El acoso sexual quid pro quo se produce cuando la obtención de una prestación relacionada con el trabajo (un aumento de sueldo, una promoción o incluso la continuidad del empleo) queda condicionada a la participación de la trabajadora o el trabajador en algún tipo de actividad de naturaleza sexual. El acoso en un entorno de trabajo hostil comprende las conductas que crean un ambiente de trabajo desagradable y ofensivo. Abarca comportamientos y alusiones basadas en el sexo, generando condiciones de empleo humillantes e intimidantes que influyen en las labores de las personas” (OIT, 2016).

 La caracterización del acoso sexual desde estos marcos legales representa un escalón imprescindible para su erradicación, y a la vez, un importante avance en el proyecto de sociedad con condiciones igualitarias para mujeres y hombres. No obstante, la teoría de género contiene conceptos y metodologías que permiten visibilizar la violencia hacia las mujeres, en este caso el acoso sexual, como práctica cultural que no se limita al espacio laboral, pues su objetivo consiste en ensanchar las brechas de equidad y las desigualdades de género al reafirmar el poder tradicionalmente asignado a los hombres sobre los cuerpos de las mujeres.

En este sentido, la perspectiva feminista sitúa al centro de la reflexión las experiencias de las mujeres y la construcción social de lo femenino en el contexto de interacción en el que se desenvuelven, siendo vital la enunciación de las condiciones sociales, de clase, étnicas, generacionales, religiosas y  políticas que atraviesan a las mujeres con el propósito de aprehender la complejidad cultural de sus realidades particulares (Castañeda 2010; Lagarde, 2015).

El acoso sexual al interior de una organización social de derechos humanos

“Creer en que vamos a ser tratadas como iguales forma parte de nuestra cultura política y de nuestro equilibrio psicológico. Cuando la desigualdad se manifiesta o se hace evidente, el dolor y la frustración son grandes, pero mientras se puedan ignorar, la mayor parte de las mujeres se conforman y buscan su camino en un mundo laboral donde ya no son una minoría, aunque su posición siga siendo más vulnerable” (GEA 21, 2009)

La descripción que se presenta a continuación surge a partir de una consulta con un grupo de mujeres que trabajan en organizaciones no gubernamentales, sobre las brechas de equidad que enfrentan en sus trabajos; en este proceso se identificó un caso particular que permite evidenciar las expresiones de discriminación sexista y los retos de las organizaciones sociales para garantizar a las mujeres el acceso a condiciones justas e igualitarias. A petición del grupo se reserva los nombres de las personas y de la institución involucrada y toda información que vulnere su integridad y seguridad.

Cuando se habla de acoso sexual laboral muchas veces se tiende a pensar en escenarios concretos: sector de servicios y comercio y mujeres particulares: pobres, en posiciones laborales desvaloradas, bajo nivel educativo, perteneciente a grupos étnicos, entre otros. Esto supone además, una presunta “igualdad” alcanzada por aquellas mujeres que tienen diferentes condiciones: ingresos económicos fijos y dignos, estudios superiores, profesionales, en puestos de poder y con formación en género. Sin embargo, el acoso sexual hacia las mujeres no repara en las condiciones diferenciales en las que están insertas, al contrario, toma matices propios a cada condición, a manera de legitimar el poder de y entre los hombres sobre las mujeres y mantener las brechas de desigualdad en cada contexto.

El caso particular de acoso sexual que se aborda en este artículo, efectivamente fue vivenciado dentro de una organización conformada mayoritariamente por mujeres profesionales del área de humanidades y de salud, todas jóvenes, solteras y sin hijos; pocas con formación en género y responsables de ejecutar las actividades de campo de los proyectos, es decir, en puestos medios si lo vemos desde la jerarquía institucional. Su labor en campo impedía el encuentro frecuente entre las mujeres, al grado de desconocer las actividades que ejercían las demás. Los pocos hombres de la institución estaban situados principalmente en puestos de mando y de control de los recursos materiales y financieros, es decir, puestos estratégicos para la ejecución de actividades.

El ambiente laboral comenzó a tornarse violento por las actitudes de hostigamiento laboral hacia las mujeres: se cuestionaba con alevosía las actividades técnicas de las mujeres, registraban el mínimo error o imprevisto en campo para luego acusarlas a sus espaldas, no respondían a tiempo las solicitudes logísticas de las actividades lo que provocaba fricción con las instituciones contrapartes, utilizaban los espacios de la oficina como su territorio personal al colocar artículos de personales en los baños, dejar la tapa del inodoro abierta, escuchar música a todo volumen, y a la vez, se incrementaron las manifestaciones de acoso sexual a través de miradas lascivas y comentarios de contenido sexual dirigido a las mujeres cuando estaban solas o en la presencia de otros hombres, acercamientos indebidos, bromas y comentarios sexistas y una recurrente ridicualización de los procesos de sensibilización en género y de masculinidades que habían sido impartidos al personal de la institución años atrás.

Tras la renuncia de una compañera, por razones aparentemente familiares, todas las mujeres tuvieron la oportunidad de reunirse y conversar sobre lo sucedido, sin imaginar que en  la conversación surgiría las experiencias del acoso laboral y sexual como un problema colectivo compartido y no individual como creían. Inmediatamente la fuerza y la indignación del grupo las llevó a interponer una denuncia con las jefaturas de la institución, quienes de inmediato programaron reuniones individuales para conocer la experiencia de cada una. A pesar de que pocas mujeres no compartieron la medida, pues el acoso sexual es una conducta legítima y “natural”, el  problematizarlo y denunciarlo no es tarea sencilla para muchas mujeres y peor frente a otros hombres.

El manejo institucional a raíz de la denuncia, arrojó datos interesantes en relación a las condiciones que propician las inequidades y desigualdades en la oficina, por ejemplo: el pacto entre hombres. Fueron pocos los hombres que no cometieron conductas violentas directamente hacia las mujeres, pero fueron testigos cuando sucedían y las legitimaron con su silencio al no interferir, entre ellos algunas jefaturas que pretendieron demencia cuando se les preguntó por qué no hicieron nada al respecto. Parte de este pacto fue también dirigir un correo con copia exclusivamente a las mujeres en el que se adjuntaba el reglamento interno de prevención y actuación en casos de acoso sexual, excluyendo a los hombres, como un mensaje para las mujeres de cómo se debe actuar según un manual desactualizado. Ante esto algunas pronunciaron para alegar que el tema del acoso era un problema que involucra a mujeres y a hombres y que por tanto, debía compartirse las directrices a los hombres acusados.

Falta de transparencia en el proceso

Se realizaron reuniones por separado, mujeres con jefaturas por un lado y hombres con jefaturas por otro. Jamás se expuso lo que se discutía en cada parte, ni mucho menos se programó una reunión mixta, generando obviamente un clima de tensión e incertidumbre, de temor sobre todo para los hombres por posibles despidos, quienes cambiaron sus actitudes con las mujeres al establecer relaciones estrictamente laborales y responsables, como debía ser desde el inicio. Las mujeres en cambio, procuraron reuniones fuera de la oficina para discutir los posibles escenarios de solución y pensar en estrategias para protegerse de posibles represalias de parte de las jefaturas involucradas y los actores directos, al final de cuentas ellos mantenían el control de los recursos institucionales y no les importaba afectar las actividades.

Las aliadas del patriarcado

Después de semanas intensas de incertidumbre por la falta de soluciones concretas de parte de las jefaturas y un ambiente laboral tenso, la unión de las mujeres comenzó a mermar, algunas comenzaron a establecer alianzas con los hombres, reuniéndose a escondidas para comunicarles lo que el grupo de mujeres discutía en las reuniones fuera de la oficina y dejaron a asistir a las reuniones que se programaban con el propósito de desvincularse de acciones que mantuvieran firme al grupo en una situación tan repudiable.

Las jefaturas consultaron al grupo de mujeres si tenían propuesta para salir de esta problemática, este momento fue curioso, pues la mayoría de las mujeres a pesar de la indignación, el enojo y posiblemente el miedo, propusieron una resolución de conflictos mediante la programación de reuniones de convivencia. Pocas aludieron a la gravedad de lo sucedido y a la necesidad de una sanción simbólica, monetaria o despido, pero la mayoría de las mujeres reaccionó al sugerir que se pensara en las consecuencias económicas de las familias de los acusados y en la radicalidad de esa propuesta.

La trivialización de los sucesos

La forma más sencilla para desacreditar la indignación y la vulneración de los derechos de las mujeres fue darle largas al proceso, responsabilizar y culpabilizar a las mujeres por la probabilidad de despidos debido a la “exageración” de sus denuncias. Este desgastante proceso diluyó la fuerza del colectivo y las pocas que resistieron, señalaron sus acciones como actos personales intencionales contra los hombres que no respondían a asuntos de oficina o porque simple y sencillamente eran feministas y odian a los hombres, desvirtuando el proceso de denuncia.

Reflexiones finales

La desacreditación de la denuncia por acoso sexual generó molestia e indignación no sólo porque no fue reconocida como violencia sino también por proceder del personal de una organización de derechos humanos, lo cual representa una falla por parte de los organismos no gubernamentales cuyo rol es proporcionar y velar por el cumplimiento de las políticas administrativas estatales ¿se debe esto a una incongruencia de valores institucionales o es parte de los tentáculos del machismo manifestándose al interior de estos espacios?

Al hacer retrospectiva de esta situación comprendo que el silencio inicial ante el acoso sexual y laboral del grupo, entre ellas algunas feministas, estuvo influenciado por situaciones reales y de peso: la inestabilidad laboral en un contexto social de precariedad y su experiencia de trabajo, impulsando las políticas nacionales de género, las hace conocedoras de la debilidad institucional y la prevalencia de sesgos moralistas ante situaciones de violencia hacia las mujeres ¿cómo denunciar entonces la incomodidad de silbidos, de comentarios falocéntricos, miradas que desnudan y actitudes con intenciones claras de desacreditar su trabajo? Parecer más fácil ser estratégica e ignorar lo que sucede alrededor, pues interponer una denuncia es un proceso emocionalmente desgastante y la indignación y rabia carcome los cuerpos de aquellas que se quedan solas enfrentando las tensiones que implica, al final de cuentas no estamos tan lejos de la realidad de las mujeres del medio oriente: se necesitan dos o más mujeres para hacer valer la opinión de una.

Rescato la importancia de la unión de las mujeres para realizar cambios sustanciales en la cotidianidad laboral, los cuales se encaminaron a disminuir las brechas de equidad y desigualdad de género, al despertar cierto grado de confianza en ellas mismas, lo que les permitió identificar la violencia de los actos aparentemente “comunes”, a protegerse mutuamente y a comprender, tratando de no juzgar, las razones del por qué unas se vuelven aliadas de los hombres, pues han aprendido que el poder está a su lado y no conciben posibilidades de cambio desde ellas mismas.

Un resultado palpable de esa unión colectiva, aunque fugaz, fue haber incidido en el cambio de conductas de acoso, a pesar que no se debió a un proceso de reflexión personal sino al miedo a perder sus trabajos y a la latente amenaza de las mujeres a hacer una denuncia pública contra la institución si la situación se repite. Esto me hace reflexionar sobre los argumentos de los hombres ante el acoso, usualmente se excusan con que “era broma”, pero en realidad parecen estar muy conscientes del poder asignado a su género, el cual reconocen y utilizan cuando se sienten amenazados por el avance de las mujeres, como diría Begoña Perla (2001) los hombres que están cercanos a puesto de desvalorización laboral cuando ven a las mujeres en puestos no tradicionales, les despierta la amenaza y el temor a la feminización, aferrándose por tanto al poder de la identidad de su género.

En lo que refiere a la institucionalidad, considero que debe trabajarse en mecanismos adecuados para enfrentar este tipo de situaciones sin caer en la revictimización de las mujeres y mucho menos, culpabilizarlas por las amonestaciones que reciban los agresores. Esta situación enseña además, que los avances en materia legal para lograr la equivalencia de condiciones entre mujeres y hombres son indiscutibles y plausibles, pero aunque los derechos de las mujeres estén acordados en letra no garantiza la efectividad de una cotidianidad igualitaria y libre de discriminación por razón de sexo.

El sesgo cultural persiste como el principal obstáculo para la aplicación real de una vida libre de la violencia para las mujeres y debe procurarse evitar etiquetar todo proceso de malestar de las mujeres como un problema de “género” que erróneamente se interpreta como sinónimo de “sexo”, generando una apatía al término que oculta complejidad crítica que procura la perspectiva feminista.

[1] Antropóloga salvadoreña graduada en la Universidad de El Salvador.

[2] La CEDAW se ratifica en El Salvador en 1995, la plataforma de acción de Beijin (1995), La convención del Cairo (1994) Belem do Pará (1994).

Referencias bibliográficas

Carrasco, Celina, Vegas, Celina (2009) El acoso sexual en el trabajo ¿denunciar o sufrir en silencio? Análisis de denuncias. Dirección de Trabajo, Santiago de Chile.

Guerra, María (2011) Violencia de género y cambio social feminista. Publicado en blog.

http://www.dilemata.net/index.php/blog/cuestiones-de-genero/493-violencia-de-genero-y-cambio-social-feminista

Mora, Belvy () Apuntes para una lectura en clave feminista del acoso sexista a la sexualización del acoso sexual. Publicado en: mujeres en red.

http://www.mujeresenred.net/spip.php?article50

Grupo de Estudios y Alternativas 21 (2009) El acoso sexual y por razón de sexo en el trabajo y la construcción de las identidades masculinas

http://www.emakunde.euskadi.eus/contenidos/informacion/gizonduz_dokumentuak/es_def/adjuntos/2_el_acoso_sexual_y_por_razon_de_sexo_en_el_trabajo_y_la_construccion_de_las_identidades_masculinas.pdf

DYGESTIC (2017) Encuesta de Hogares de Propósitos Múltiples, Gobierno de El Salvador.

  1. Tomei, M.L.Vega-Ruiz. La discriminación de la mujer en el lugar de trabajo. Nuevas tendencias en materia de discriminación por motivos basados en la maternidad y el acoso sexual. Revista latinoamericana de Derecho Social. Nº 4, Enero-Junio de 2007; pp. 147-174.

(2015) Recopilación de instrumentos internacionales, regionales y nacionales sobre los derechos humanos de las mujeres y poblaciones clave/ Unidad técnica ejecutiva, Primer edición, san Salvador, El Salvador. Comisión Coordinadora del Sector Justicia, 2015.

Gobierno de El Salvador. (4/1/2011) artículo 9. Ley Especial Integral para una Vida libre de Violencia para las mujeres. Decreto 520

(2011) Ley de Igualdad, Equidad y Erradicación de la discriminación contra las mujeres

Stanley, L., Wise, S. El acoso sexual en la vida cotidiana. Ediciones Paidós. Barcelona: 1992.

Pernas, Begoña (2001) Las raíces del acoso sexual: las relaciones de poder y sumisión en el trabajo. Grupo de Estudios y Alternativas 21.

(2016) Oficina Internacional de Trabajo “Reunión de expertos sobre la violencia contra las mujeres y los hombres en el mundo del trabajo” Primera Edición, Ginebra.

links

file:///C:/Users/MDM/Downloads/acoso%20sexual%20(1).pdf

http://www.scielo.org.mx/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0188-25032011000200005

Breve contexto histórico sobre el desplome de URAMEX

Por Byron Marin Herrera 

El presente artículo pretende examinar algunas de las líneas históricas que dieron pauta al desplome de  Uranios Mexicanos, para ello es necesario decir que URAMEX fue la culminación de una industria nuclear, todo comenzó con la creación de la Comisión Nacional de Energía Nuclear (CNEN)(1956), seguido de la creación del Instituto Nacional de Investigaciones Nucleares (ININ)(1979).

URAMEX (Uranio Mexicano) fue un proyecto público descentralizado del gobierno federal, creada el 27 de enero de 1979 al día siguiente de aprobarse la Ley que reglamenta al artículo 27 de la Constitución en materia nuclear; sustituida por la hoy vigente.

arturanio

La empresa mexicana de uranio fungía como estrategia para avanzar en dirección de la diversificación de la energía en México, originalmente se había propuesto que la generación de electricidad con combustible nuclear alcanzara el 40% del balance energético del país en el programa nuclear que constaba de al menos dos centrales nucleoléctricas aparte de Laguna Verde, planteado por el entonces presidente José López Portillo [1].

Para el periodo presidencial de Miguel de la Madrid, dicho programa nuclear contrastaba con los nuevos planes del mandatario, de tal manera que se dio importancia a la generación hidráulica, geotérmica y carbón. Por tanto, el programa nuclear diseñado en el sexenio anterior al de Miguel de la Madrid fue diseñado y calculado, desde tasas de retorno hasta inversiones, para seguir y alcanzar la meta propuesta antes del milenio [3]. Situación que no se cumplió dado el cambio de prioridades sexenales, lo que hizo insostenible el programa nuclear, causando la cancelación del mismo.

La existencia de URAMEX se vio comprometida, ya que al no tener el apoyo económico con el que contaba no podía mantener el pago a sus trabajadores, lo que trajo como consecuencia una huelga. Fue hasta que se publicó la nueva Ley nuclear; la cual dicta que los minerales radiactivos no sean manejados por cualquiera, sino únicamente por el gobierno federal, de acuerdo con intereses nacionales. La posibilidad de una industria nuclear nacional quedó cancelada bajo la nueva ley, dado que es necesaria una organización estatal especializada.

De esta forma se canceló la posibilidad de diversificar el balance energético nacional, dado que en ese tiempo (1985) México dependía 92% de combustibles fósiles [2]. Curiosamente después de la publicación de la nueva ley Petróleos Mexicanos (PEMEX) anunció el programa de desarrollo Maloob, del actual conjunto marino Ku-Maloob-Zaap.

art2

En conclusión, es bien sabida la importancia de un energético primario (madera, carbón, petróleo, etc.), en este caso el uranio; tanto para uso militar como para generación de electricidad, y actualmente tiene un uso medicinal muy importante.

Como la mayoría de decisiones en un país son políticas, considero que la actual ley inscrita en la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos; dicta la exclusividad del Estado en materia de generación de energía nuclear. Ley que puso punto final a URAMEX, y favoreció el desarrollo de la industria petrolera. Finalizo mencionando la importancia de la ética en toda carrera profesional, no debemos guiarnos por intereses económicos, mucho menos dejarnos corromper porque las decisiones que tomemos no sólo nos afectarán a nosotros mismos, también a futuras generaciones.

[1] El cierre de URAMEX: Un paso más en la dependencia de México. Disponible en:  http://ru.iiec.unam.mx/1360/1/num12-articulo2-bonilla.pdf

[2]       Programa Nacional de Energéticos 1984-1988. Disponible en: http://dof.gob.mx/nota_detalle.php?codigo=4683406&fecha=15/08/1984

 [3] Contracorriente: historia de la energía nuclear en México, 1945-1995. Front Cover. Luz Fernanda Azuela, José Luis Talancón. Plaza y Valdes, 1999 – Mexico.

Seguridad Pública para mujeres La historia de una ficción en México

Por Jacqueline Miranda de los Santos

La seguridad pública es un tema  que en los últimos doce años se encuentra en la cima de los problemas a resolver dentro del margen de la agenda pública, y hago hincapié en que se han desarrollado con mayor notoriedad en los últimos dos períodos presidenciales dado que las políticas públicas desarrolladas son líneas de acción directas buscando frenar el problema, sin embargo y como analizaré más adelante estas acciones han sido poco eficientes e incluso fallidas.

No es un mito sino una realidad que en el aspecto general el actual esquema de seguridad pública es ineficiente y para mi, el mayor problema radica en la mala comprensión de la realidad que hoy se vive en nuestro país. Dicho lo anterior la mayor denuncia en este artículo es que aunque el tema en boga es una cuestión que concierne a todos, la realidad en México es que las políticas públicas en materia de seguridad pública son una ficción para las mujeres[1], estas líneas de acción no están diseñadas para atender la realidad que hoy se vive en un país que está normalizando el feminicidio, que sigue viendo como víctima al violador y sobretodo que sigue creyendo que el acoso hacia las mujeres es una cuestión de virilidad, para dar fuerza a la línea anterior puedo dar como ejemplo la situación que vivió  Daphne Fernández con el caso de los porkys en el contexto de la opinión pública y la resolución judicial, finalmente todo desemboca en las opiniones dadas por Marcelino Perelló. La pregunta a resolver es ¿Cómo vamos a lograr que el tema de seguridad pública sea una realidad para todos?

Periodo 2006- 2012

Estando al frente el ex mandatario Felipe Calderón Hinojosa, como primera acción, nombró a los secretarios de Defensa, Seguridad Pública y Marina, iniciando con esto lo que sería el eje central de sus políticas, dejando todo lo demás en un segundo plano, en específico me refiero a que perdió de vista cuestiones tales como el desempleo, la educación, la pobreza. Tan sólo para 2006 había un total de 46.5 millones de mexicanos en situación de pobreza y para 2012 ya existían un total de 61, 350 millones en dicha condición, esto de acuerdo con datos estadísticos del INEGI[2].  Estos últimos datos manifestados son importantes dado que la exigencia por sostener los hogares es tal que esto incrementa y genera que mujeres salgan y se integren al mercado laboral, generando con esto nuevas estructuras tanto en lo público como en lo privado.

En cuanto a los datos estadísticos relativos a los homicidios, la misma institución reporta que tan sólo en el estado de Guerrero en el periodo de 2005 a 2011 hubo un aumento del 300%, lo cual generó dos estrategias en coordinación con el entonces gobernador Zeferino Torreblanca y más tarde con el programa denominado Guerrero Seguro. En ambas acciones existió intervención directa de la Policía Federal, el Ejército y la Marina. Cabe destacar que estas estrategias no contemplan de forma trascendente elementos de prevención, es un combate directo una intención de limpiar zonas de inseguridad.

¿No resulta acaso esto una de las mayores estupideces de la Administración Pública? En una visión sesgada se puede comprender que el problema está en la pobreza, en la falta de oportunidades y de educación, se necesitaban por parte de Felipe Calderón políticas públicas integrales  entender que el problema de la inseguridad son un conjunto de situaciones que en suma mantienen en crisis al país. Dar un paso atrás significaba para él perder una guerra con un coste en millones de pesos y el quizá ceder poder a los grupos delincuenciales.

La situación de la mujer 2006-2012

De acuerdo con el Instituto Nacional de las mujeres (Inmujeres), México no cuenta con una cifra certera sobre los feminicidios que se cometen y quizá uno de los problemas por lo que no podemos tener conocimiento real de las cifras es el hecho de que el tipo penal (feminicidio)  no tiene una homologación en las diferentes legislaciones estatales.

En 2010, 2,418 mujeres y 23,285 hombres fueron asesinados. Y siguiendo la línea argumentativa de Estefanía Vela Barba[3], la proporción de hombres y mujeres asesinados es muy distinta, pero también  lo es la forma en cómo se cometen estos asesinatos en contra de las mujeres. En cuanto a la situación desarrollada en la Guerra contra el Narcotráfico, los hombres eran asesinados en espacios públicos mientras que las mujeres tienden a ser asesinadas tanto en espacios públicos como en sus esferas privadas.

La seguridad pública no se limita a los espacios públicos, protege aspectos que van más allá de eso. En ese sentido las líneas de acción generadas en el sexenio de Calderón se limitan únicamente a cuestiones de la violencia en la vía pública, sin ahondar en esferas o niveles más profundos. Esto deriva de la idea de que el Estado no tiene porque intervenir en la violencia que se presenta dentro del ámbito privado, porque lo privado sigue siendo doméstico, lo público es político por ello en un falso discurso las acciones en este margen son contundentes,  la realidad es que se necesitan proyectos donde se deconstruyan estos pensamientos.

Por otra parte y retomando el discurso antiquísimo de que “las guerras son peleadas por hombres”, bajo un entendimiento de un gendered job, surge un fenómeno social que tiene su entendimiento y explicación en diversos aspectos; cuando el hombre ya no es suficiente como instrumento de guerra la mujer empieza a estar inmersa. En el caso de la situación generada por Felipe Calderón, hablamos de que la mujer pasa a ser un agente activo y a estar al frente en los movimientos como líder, de la misma forma sigue siendo objeto y mercancía de los grupos delincuenciales, resulta ser que ahora no solo es blanco de los cárteles mexicanos sino también enemiga del gobierno[4].

Esto indiscutiblemente nos arrastra a otros temas que trae la guerra, la violencia sexual es otra de las facetas que se presenta en estos fenómenos sociológicos, evidentemente esto es un aspecto que también afecta a los hombres pero en términos de proporcionalidad las mujeres tanto activas dentro de la guerra contra el narcotráfico, como aquellas que son ajenas al movimiento sufren las consecuencias en mayor proporción.

Si esto es una reacción en cadena donde la mujer siempre ha sido un agente presente, ¿por qué las políticas públicas siguen contemplando sólo algunos aspectos superficiales de la seguridad pública?

Posiblemente porque la visión de Felipe Calderón dibuja cuestiones donde la inseguridad sólo se reduce a los grandes grupos de narcotraficantes llevando drogas de un punto A a un punto B, ignorando otros problemas de seguridad pública como el terrorismo en el hogar, la falta de oportunidades, la mala calidad en la educación y la nunca cumplida promesa de más empleos, un campo abandonado y un sinfín de cosas. Los anteojos que usó nuestro ex mandatario sólo vieron una parte del problema.

De nuevo el PRI 

Tras la salida del PAN de Los Pinos, el actual presidente Enrique Peña Nieto, llenó su boca de miles de promesas a cumplir en torno al tema de la seguridad pública, la pretensión de hacer las cosas diferentes parecía una de las metas más ambiciosas de él, sin embargo, y pese a venir del Estado de México que es una de las entidades donde los índices de violencia hacia la mujer están en foco rojo[5], fue incapaz de emprender acciones para controlar, erradicar y prevenir el problema.

Nuestro actual presidente comprende el tema de la seguridad pública como la protección que se da a ciertos derechos de la persona en el espacio público y se olvida también que la misma debe garantizarse al interior de los hogares en donde como ya mencioné en párrafos anteriores,  es el espacio en donde se asesina a un mayor número de mujeres.

La Ciudad de México, considerada por el Dr. Mancera como el paraíso, dado que según su realidad exentos estábamos del narcotráfico, hasta que sucedió lo inevitable y quien sabe quizá ese día no miro las noticias. La realidad es que en lo que va del año en la CDMX han asesinado a 24 mujeres, lo que quiere decir que en promedio cuatro mujeres son asesinadas al mes.

artículo

La imagen[6] anterior muestra un rango un poco más cercano a la realidad que hoy vivimos y que muestra que la CDMX es uno de los focos donde las acciones deben ser inmediatas.

Retomando de nuevo el ámbito federal, el Programa Nacional de Seguridad Pública 2014-2018, contempla una serie de acciones que va desde el actuar en coordinación con las entidades estatales, hasta estrategias que tratan de vincular al ciudadano con el gobierno, ninguna de ellas es lo suficientemente certera para atender la realidad que hoy vivimos las mujeres en el país.

Y me adelanto a la usual sentencia de que por qué se habla de una seguridad pública para mujeres, si los hombres se encuentran por encima en las estadísticas. Con este artículo no pretendo que las políticas públicas sean diseñadas exclusivamente para las mujeres, o que el tema de la inseguridad sea un tema exclusivo de nosotras, pero la realidad es que nuestros gobiernos a la hora de generar acciones, diseñan políticas donde la seguridad es vista sólo a través del espacio público. El presidente en turno y los que siguen deben comprender que un mapa de México no es todo México, la realidad del país es mucho más compleja, es una construcción donde la mujer debe ser considerada.

Al intentar acabar con el narcotráfico como una de las vertientes de la inseguridad se debe considerar que esta posee muchas ramas a atender, entre ellas debe ser analizado el terrorismo en el hogar, dando que esto ha rebasado los límites de la violencia general.

La sociedad en general debe comprender que los problemas que vive la mujer como el acoso, las violaciones y los asesinatos son de interés público  y deben realizarse políticas públicas para las mujeres. Existe una línea borrosa en donde la gente sigue confundida entre la idea de pertenencia de la mujer exclusivamente a la vida privada[7] y creer que cuando sale al espacio público su seguridad y derechos desaparecen por una ideología equivocada.

Pugnamos porque las políticas públicas garanticen seguridad pública real para hombres y mujeres, para que el índice de hombres asesinados anualmente se reduzca pero de igual manera las mujeres puedan caminar libremente sin temor al acoso o una violación, porque existan mejores oportunidades que ser parte del crimen organizado, porque las niñas dejen de ser usadas por los grupos delincuenciales para satisfacer necesidades, para que el problema de trata de blancas sea atendido realmente, la consciencia del problema no es sólo para quien se encuentra como mandatario, el entendimiento del conflicto es también para quien sufre y padece estas circunstancias para quien está inmerso en la sociedad.

Lo cierto es que hoy la seguridad pública es una ficción para la mujer y para el hombre, lo real es que el problema tan sólo del narcotráfico es algo desbordante para el gobierno y esta es  una de las vertientes de la parte toral del problema.

[1] Y son una ficción porque al momento de diseñar políticas públicas la gran mayoría pero sobretodo las que atienden el problema de inseguridad dentro de su carácter estructural marcan aún más las desigualdades y los roles que la sociedad ha construido generando que las líneas de acción se reduzcan a privado-doméstico y público-político, siendo el primero usado para las mujeres y el segundo para los hombres.

Esta misma idea ha generado dentro de las políticas públicas una jerarquización donde la mujer tiene el papel de subordinada, generando no sólo con ello la ineficiencia de las políticas públicas sino la falta de reconocimiento del papel de la mujer dentro del constructo social.

Es necesario recalcar que para la construcción de verdaderas líneas de acción que atiendan los problemas de inseguridad tanto de hombres como de mujeres es necesario que éstas se construyen tomando en consideración los tres elementos de la categoría de género, que son el elemento descriptivo (que ayuda a visibilizar la desigualdad entre hombres y mujeres) el elemento analitico (que posee conceptos, herramientas y metodologías) y por último el elemento ético-político (fundado en el esquema de DDHH y diversos principios como el de igualdad, equidad, justicia, entre otros).

[2] Puede verse mas en: http://www.anei.org.mx/wp/wp-content/uploads/2013/08/Semanal66_SexenioPobrezaenMexico-1.pdf (30-07-2017)

[3] Docente e investigadora, responsable del Área de Derechos Sexuales y Reproductivos del Programa de Derecho a la Salud del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE).

[4] En este punto es necesario agregar una nota al pie, si bien la mujer interactúa desde diferentes puntos en conjunto con el narcotráfico es necesario señalar que la misma construcción social sobre la mujer  la coloca bajo ciertos roles configurando nuevamente relaciones de poder, esta relación en un primer momento generan funciones por debajo de las que asumen los hombres dentro de una organización criminal, las mismas estructuras de pensamiento se reproducen. La valoración que hace el narcotráfico sobre el papel de la mujer no es tan diferente al que sostiene en un falso discurso el Estado y la sociedad que no se encuentra inmersa ni en un punto ni el otro.

[5] De acuerdo con el Observatorio Ciudadano en contra de la Violencia de Género, Desaparición y Feminicidios en el Estado de México tan sólo en 2016 fueron asesinadas 263 mujeres, siendo Ecatepec uno de los municipios con más número de víctimas, aproximadamente por día asesinan a tres mujeres, existe incluso alerta de género en varios municipios donde la situación es simplemente exorbitante. Las políticas públicas para este problema son nulas y lo seguirán siendo al tener al frente a Alfredo del Mazo quien sigue creyendo que la mujer pertenece a lo privado-doméstico.

Es necesario señalar también que este problema sigue una línea que conecta este problema con la CDMX, prácticamente la geografía política es lo que genera la diferencia entre los dos pero el problema de inseguridad sigue las mismas líneas aún cuando en uno está al frente alguien del PRI y en otro lado alguien del PRD el problema de entendimiento de la realidad es el mismo.

[6] Esta imagen contempla todas las categorías, pero pueden analizarse por secciones en la siguiente pagina: https://feminicidiosmx.crowdmap.com/

[7] Puede profundizar más al respecto en el artículo de la Esp. Daniela Barbosa ¿Cuarto propio o espacio público? https://anagenesisjuridicorevista.wordpress.com/2016/12/11/cuarto-propio-o-espacio-publico/